Estudiantes toman con pinzas la eliminación de la cuota en la UPR

01/17/2013 |07:30 a.m.
El organismo estudiantil indicó que las expresiones de Jorge Colberg Toro, denotan la necesidad que hay de que García Padilla se reúna con la comunidad universitaria.

El Consejo General de Estudiantes (CGE) del Recinto de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico (UPR-RP) se mostró cauteloso ante el anuncio del Gobierno de eliminar la cuota impuesta el cuatrenio pasado.

“Entendemos y estamos conformes en que desde Fortaleza se haya mantenido el compromiso de campaña del gobernador, licenciado Alejandro García Padilla, en que la cuota se iba a eliminar. Sin embargo, las expresiones hechas desde Fortaleza son totalmente desacertadas cuando se refiere a la existencia de autonomía universitaria; a lo que debemos estar complacidos con la Junta de Síndicos y con el presidente por sus recientes declaraciones”, señaló Álvaro Moreno Ávila, presidente del Consejo General de Estudiantes.

A través de un comunicado de prensa, el organismo estudiantil indicó que las expresiones del nombrado secretario de Asuntos Públicos de La Fortaleza, Jorge Colberg Toro, denotan la necesidad que hay de que García Padilla se reúna con la comunidad universitaria. El organismo estudiantil recordó que ya ha presentado alternativas y cambios que se deben implementar inmediatamente para comenzar a fortalecer las finanzas institucionales y la autonomía universitaria.

 “Los compañeros de la Confederación Estudiantil Nacional ayer le ofrecieron públicamente al gobernador una alternativa para que la cuota pueda ser devuelta inmediatamente a los estudiantes, ya que los fondos están destinados al fondo de becas, que por tecnicismos de la ley que las asigna, no benefician al grueso del estudiantado”, señaló uno de los representantes estudiantiles ante la Junta Evaluadora del Fondo Especial para Becas de la UPR, Aníbal Y. López Correa.

"Nuestra propuesta es que, tal y como planteó hoy el representante (Antonio) 'Toñito' Silva, se nos quiten esos fondos de Becas, se le asignen directamente al presupuesto general de la UPR y surja de la institución universitaria el reembolso a todas aquellas personas que ya pagaron su matrícula", agregó.

A juicio de López, también estudiante de maestría en la Facultad de Educación, el todavía representante Colberg Toro necesita comprender con más detalles la gravedad que implica para la comunidad universitaria el que se mantenga la estructura de la Junta de Síndicos tal y como está.

 “Hablar de respeto a la autonomía universitaria es un chiste de mal gusto para toda aquella persona que respete a la institución universitaria. Para decir que se va a respetar la autonomía universitaria, primero tiene que existir. Actualmente eso no existe y la comunidad universitaria, a través de los Senados Académicos ha planteado que para comenzar a desarrollar esa autonomía universitaria se tiene que aumentar la representación estudiantil y de la comunidad universitaria en la Junta de Síndicos”, destacó el también representante ante la Junta Universitaria por el Recinto de Río Piedras.

Por su parte, el representante ante la Junta Administrativa, Ángel L. Rosado Rivera, destacó que el presupuesto de la Universidad de Puerto Rico para este año fiscal incluye un aumento de sobre $50 millones por conducto de la fórmula que se nutre del fondo general del Gobierno de Puerto Rico.

 "En adición, la política de congelación de plazas docentes y no docentes ha supuesto ahorros de sobre $12 millones en el caso del Recinto de Río Piedras y esos fondos en su mayoría se mantienen bajo la custodia de Administración Central", señaló Rosado Rivera.

El comunicado, además, destacó que durante las vistas de transición del Gobierno salió a relucir que la UPR ha ahorrado sobre $100 millones en los últimos dos años. Los representantes estudiantiles consideran que estos ahorros permiten a la administración universitaria disponer de los recursos necesarios para eliminar la cuota y mejorar el sistema educativo sin imponer otro arbitrio a la comunidad universitaria.

 Rosado Rivera indicó que “es importante señalar que los costos de matrícula representan aproximadamente el 5% del presupuesto universitario, por lo que con una transformación en la forma en que se toman decisiones y la inclusión y fortalecimiento de actividades que permitan allegar fondos propios a la universidad, en los próximos años podríamos estar hablando de una universidad gratuita, accesible y abierta a todo el pueblo puertorriqueño.”

Por su parte, el representante estudiantil ante la Junta de Síndicos, Christopher Torres Lugo, señaló que la comunidad universitaria, a través de los Senados Académicos y de los Consejos Generales de Estudiantes le han solicitado una reunión al Gobernador, pero que no han tenido respuestas, por lo que urgen al Primer Ejecutivo del país atender el asunto.

 “La Junta de Síndicos, como está compuesta actualmente, no representa a la comunidad universitaria. Es por ello, más allá de doblarle el brazo al presidente de la UPR y al presidente de la Junta de Síndicos, es necesario que se sienten las bases para una gobernanza democrática en la Universidad de Puerto Rico, para la cual se requiere acción legislativa”, afirmó Torres Lugo.