Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Isabela: Un pueblo con tolete$ de verdad

Por Edlyn M. Vega Rodríguez 05/24/2016 |09:00 a.m.
El municipio utilizaría superávit para hacer préstamos a otros pueblos con necesidades económicas
Carlos Delgado Altieri, ejecutivo municipal de Isabela, utilizaría parte de un superávit para prestar dinero a pueblos con serias necesidades económicas. ([email protected])  

Isabela.- Tiene un superávit acumulado de $27.9 millones y sacó A en un estudio relacionado al manejo de las finanzas municipales, pero ahora el alcalde de Isabela, Carlos Delgado Altieri, se quiere probar como prestamista. 

No empece a la preocupante crisis económica que enfrenta el País, el ejecutivo municipal isabelino está dispuesto a asumir los riesgos que conlleva poner a la disposición de otros municipios o  entidades el dinero que tiene depositado en la banca privada y que asciende a $16 millones. 

Para esto Delgado Altieri y un equipo de asesores financieros trabajan en la conceptualización de un tipo de fideicomiso que buscaría ofrecer préstamos. 

“Dentro del presupuesto  nosotros terminamos con un superávit acumulado de $27.9 millones este año y, de ese dinero, hay una cantidad como de $16 millones que está en la banca privada; yo los tengo depositados en distintos bancos y quiero hacer algo novedoso”, afirmó el alcalde. 

“Voy a buscar la manera de crear un mecanismo y, aunque la Ley de Municipios Autónomos no es clara en eso, nosotros vamos a impulsarlo y es que esos fondos yo los pueda utilizar en una especie de fideicomiso de balance de fondos para yo hacerme préstamos yo mismo y crear una infraestructura de financiamiento”, agregó el ejecutivo municipal. 

En otras palabras, Delgado Altieri tendría un pequeño banco o financiera. “Yo tengo ese balance de fondos, que es el que me da la garantía para poder hacer préstamos; obviamente comenzaría a hacerme préstamos yo mismo. En vez de yo coger de ahí $5 millones para hacer un proyecto y me los gaste, pues me hago un préstamo yo mismo”, explicó el mandatario municipal quien lleva 16 años capitaneando el municipio costero. 

Delgado Altieri aspira también a prestarle dinero a pequeños comerciantes, así como a entidades o proyectos agrícolas. Incluso proyecta subvencionar alguna comunidad, claro está, que demuestre que puede hacer el repago de esa deuda, sostuvo. Asimismo,  estará dispuesto a darles una ayudita a otros pueblos en aprietos, aunque obviamente bajo la misma condición. 

“En eso la ley es vaga, así que si hay que enmendar las leyes pues buscaré apoyo legislativo para hacerlo”, reveló a Primera Hora. 

El profesor del programa de maestría de Gobierno y Política Pública de la Universidad Interamericana, José Efraín Hernández, explicó que la Ley de Municipios Autónomos da paso a la creación de corporaciones públicas,  mecanismo que podría utilizar Delgado Altieri para lograr su objetivo.  

“Presumo que a través de una corporación municipal, que se le haga una asignación inicial de fondos, y que ella siga corriendo autosuficientemente, pues ahí podría. Habrá que ver las regulaciones federales… pero de la misma manera que el Estado pudo tener el Banco Gubernamental de Fomento, pues no veo que haya alguna controversia en que un municipio a través de una corporación municipal pueda hacerlo”, señaló.  

Prestar sin ser banco 

El comisionado de Instituciones Financieras, Rafael Blanco, explicó que Isabela  puede prestar todo el dinero que quiera. Sin embargo, montar un banco con $16 millones es un sueño inalcanzable. 

“Si es un municipio autónomo, sí tiene ciertas autorizaciones en ley para dedicarse a los negocios y esos negocios puede ser prestar dinero. Lo que ocurre es que eso es muy diferente a montar un banco porque ya un banco tiene unos requisito  de capital, tiene que conseguir un seguro de depósito; es una inversión bien costosa y, si me hablas de $15 o $16 millones, es más que eso; o sea, que un banco comercial no sería”, dijo. 

Blanco destacó que el alcalde pudiera prestar a otros municipios bajo sus propias facultades como ayuntamiento e incluso conseguir colateral para proteger la transacción. “Ese tipo de cosas, sí las puede hacer; bajo la Ley de Municipios Autónomos eso está contemplado porque puede entrar en cualquier tipo de negocios”, sostuvo. 

Sobre la posibilidad de crear un fideicomiso, el  Comisionado de Instituciones Financieras no ve viable la idea por las dificultades que conlleva entrar en ese proceso. “Los fideicomisos si reciben depósitos o hacen préstamos se rigen bajo las leyes bancarias, por lo tanto yo no creo que un fideicomiso sea el vehículo adecuado. Yo creo que lo más que se me parece que puede hacer es crear una financiera por decirle así y decir: ' pues yo voy a capitalizar con ese negocio de financiamiento con equis millones y esa subsidiaria del municipio va a prestarle a otros municipios';  eso lo puede hacer pero obviamente hay que determinar qué facultades tiene si es un municipio autónomo en sí o si está limitado en alguna medida”, indicó. 

Sin embargo, Blanco ve con buenos ojos el proyecto del alcalde. “Yo creo que si tiene exceso de liquidez y está buscando en qué invertir, ciertamente prestar no es una mala idea y va a tener un rendimiento y, si es un préstamo otorgado dentro de ciertos criterios de prudencia para defenderse en su fuente de repago, pues sí, yo creo que cualquier municipio que tenga exceso de dinero, tiene derecho a ponerlo a trabajar en la forma en que le traiga un rendimiento eventual”, destacó.

Regresa a la portada