Limpian playas previo a anidaje de tinglares

02/17/2013 |00:00 a.m.
La actividad estaba dirigida a limpiar las playas de la región utilizadas por el tinglar, la tortuga marina más grande, para su anidaje.

Luquillo- Hisella Rodríguez hizo una pausa en su rutina sabatina para darles a sus tres hijas, Alondra, Amanda y Sohana, una oportunidad de hacer la diferencia en el país.

El cuarteto, junto a un grupo de amigas, fue parte cientos de ciudadanos que se dieron cita a la playa San Miguel de Luquillo para participar del tercer “Abrazo al Corredor”, actividad organizada por la Coalición Pro Corredor Ecológico del Noreste con la colaboración del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA) y el Municipio de Luquillo.

La actividad estaba dirigida a limpiar las playas de la región utilizadas por el tinglar, la tortuga marina más grande, para su anidaje. La temporada de anidamiento de esta especie en peligro de extinción, comienza a finales de febrero y se extiende hasta abril.

“Estamos aquí porque somos pro protección del tinglar y de proteger nuestras playas. Además, porque nos ocupa que la generación de estas jóvenes se preocupe por el ambiente y nuestros recursos naturales”, narró Rodríguez.

 “Queremos crear conciencia en ellas”, añadió la joven madre, quien despertó a sus hijas con un “hoy no vamos para la práctica porque vamos para la playa a recoger basura”.

Las chicas, por su parte, se gozaron la actividad. Como adolescentes al fin, entre risa y risa, de vez en cuando le ponían un alto a la tarea para tomarse alguna foto o simplemente relajar.

“Nosotras queremos ayudar al ambiente. Nos gusta la playa y la queremos limpia”, dijo con firmeza Paola Rivera, de 12 años, y quien junto a su mamá Jocelyn compartió en la actividad con Morales y sus niñas.

Previo a que los participantes se dividieran para realizar la limpieza, se reunieron al lado de una de las torres del condominio Sandy Hills para formar las letras CEN y un corazón.

Los portavoces de la Coalición se mostraron satisfechos con la actividad que logró reunir más de 200 personas y colectar más de una tonelada de basura. Jardany Díaz explicó que la gran cantidad de basura se debió a que se encontraron muchas gomas de carros, así como metales provenientes de enseres eléctricos.

“La actividad fue un éxito, todavía en la tarde siguió llegando mucha gente motivada", dijo Díaz quien no pudo evitar lamentarse por la gran cantidad de escombros recogida. "Hay que seguir educando, el Corredor se limpia más de dos veces al año y es lamentable que se sigan recogiendo grandes cantidades de basura", sostuvo.

 Este año la actividad contó con la participación de la designada a la secretaria del DRNA, la planificadora Carmen Guerrero, quien se mostró optimista con la participación del voluntariado, pero, sobre todo, con las posibilidades de desarrollo que tiene el Corredor.

La secretaria destacó que el área tiene un gran potencial de desarrollo cónsono con la conservación del ambiente y el desarrollo económico de la región.

 “No hay por qué decir que lo ambiental es intocable, al contrario. La clave es convivir con nuestros recursos naturales”, dijo Guerrero, tras destacar la importancia de una playa limpia para que el tinglar pueda desovar.

 Por su parte, el nuevo alcalde de Luquillo, Jesús Márquez, también participó de la actividad y empeñó una vez más su palabra con el compromiso de la protección del Corredor.

 “Este lugar es de biodiversidad marina y silvestre, de las más grandes de la región, y estas playas las de mayor anidaje del tinglar con sobre 450 nidos el año pasado. Es un regalo de Dios que debemos proteger”, dijo el alcalde mientras comentaba que tiene interés de que en el lugar haya un espacio de “observación” y que se desarrollen proyectos de ecoturismo para “crear empleos” pero que se “preserve la zona de forma responsable”. 

Vistas en el Senado

Otro que se dio cita a la actividad fue el senador por el distrito de Carolina, Luis Daniel Rivera, quien el pasado 31 de enero presentó el proyecto con el fin de que se incluyan en la reserva natural, las 450 cuerdas de terreno que fueron excluidas durante la pasada administración.

 “Estamos proponiendo que se vuelvan a incluir las 450 cuerdas que se excluyeron y que se identifique el área como una reserva natural por ley. Es una iniciativa para proteger al Corredor de verdad”, dijo el senador, quien fue acompañado por el otro senador del distrito Pedrito Rodríguez.

Los días 22 y 27 de febrero se llevarán a cabo vistas públicas sobre el proyecto. Están citados a deponer el día 22 el DRNA, la Junta de Planificación y el Fideicomiso de Conservación. El 27 le tocará el turno a la Coalición del CEN y al licenciado Pedro Sadeé, de la Clínica de Derecho Ambiental de la Escuela de Derecho de la Universidad de Puerto Rico (UPR).

Guerrero ya adelantó que el DRNA apoyará la medida. “El Departamento apoya 100% la designación del Corredor como reserva natural en su totalidad”, adelantó.

Luego del recogido de basura, los voluntarios participarían en clínicas de surfing, kayak y paddle board. Además, recibirían charlas sobre seguridad en el mar.

El próximo 13 de abril se celebrará el Festival del Tinglar, también en Luquillo.