Miembros de la Congregación Mita alegan “extorsión” por parte de Beníquez

03/01/2013 |
A Aarón se le solicitó $10 millones a través de un intermediario de su supuesto hijo, Samuel Beníquez.

A 10 días de que llegue el momento de cumplir con la orden de un tribunal para someterse a un examen de ADN, un nuevo capítulo se suma a la dramática historia de filiación de Samuel Beníquez, el hombre que por años ha reclamado ser el hijo del líder de la Congregación Mita a nivel mundial , Teófilo Vargas Seín, mejor conocido como “Aarón”.

A menos de una semana de uno de los momentos culminantes de este caso judicial, la Junta de Directores de la Congregación hizo públicos unos documentos en los que –a nombre de Samuel– se le propuso a Aarón terminar el pleito a cambio de un pago de $10 millones.

La carta, que fue catalogada como un “documento confidencial y privilegiado solo para los ojos de Aarón”, fue firmada por el ginecólogo y ex candidato a comisionado residente en Washington por el Partido Puertorriqueños por Puerto Rico (PPR) Sadiasept Guillont, quien fungió como mediador “de buena fe” en el intento de negociación a través de un convenio de finiquito y descargo.

La misiva se le entregó al líder de los Mita el 12 de mayo de 2012, a través de un miembro de la congregación identificado como Samuel Silva.

“En el ánimo de evitar el engaño continuo a que son sometidos los medios de comunicación, que a su vez informan al público, hoy divulgamos este intento de extorsión que refleja los reales motivos de Samuel Beníquez, el cual fue rechazado de plano por carta del licencaido Harry Anduze con fecha del 25 de mayo de 2012. Como establece Anduze en su misiva, ese hecho constituye ‘un claro chantaje’ y establece de forma inequívoca que Samuel Beníquez y Antonia Beníquez tienen como ‘único propósito el lucro económico’”, expresaron mediante comunicación escrita los miembros de la Junta de Directores de los mita.

De plano, Samuel validó a Primera Hora la existencia de los documentos, pero insistió en que la iniciativa de hacer un acercamiento a Aarón y tratar de negociar por la suma millonaria surgió por parte de los mediadores.

En el caso de Silva, dijo que lo conoce desde que era niño y alegó que este siempre “ha tratado de intervenir para que no continúen los escándalos en la calle”.

¿El interés de transar por $10 millones surgió de tu parte?

No. Fue de parte de ellos, quienes hicieron el acercamiento.

¿Pero tenías conocimiento?

Sí. Yo sabía y lo vi como algo que ellos estaban haciendo para evitar seguir en los tribunales... Si él aceptaba, aceptaba de alguna forma que era mi padre. Así lo vi en ese momento.

¿Pero has dicho públicamente que tu único interés es reivindicar a tu madre?

Eso es cierto. Mi interés es que él acepte que soy su hijo. Y la verdad es que $10 millones son poco para todo el daño que nos ha hecho durante tantos años, en especial a mi mamá, a quien ha humillado.

¿Te acusan de querer chantajear?

¿Chantaje? Yo soy su hijo... y esto es un acto de desespero. Ellos saben que faltan 10 días para la prueba de ADN y están tratando de que no llegue ese momento. Están tratando de desviar la atención de lo que saben que va a ocurrir...

¿Y si surgiera la oportunidad de negociar en estos momentos?

En un año han pasado muchas cosas y mi pensamiento cambió... Si mi interés exclusivo hubiera sido desde el principio el dinero, hubiera establecido una demanda por daños y perjuicios. Una demanda que ahora, viendo lo que han hecho, no descarto poner. Pero vuelvo y te repito: no hay millones en el mundo que recompensen el sufrimiento y humillación que por años mi madre y yo hemos tenido.