Perdona al yerno para encontrar a su hija

02/23/2013 |
Aguardan por la recuperación de Carlos Rodríguez Torres para dar con el paradero de la mujer desaparecida en Cabo Rojo.

Sin explicación. En un drama de película, un desconsolado padre enfrenta simultáneamente la misteriosa desaparición de su hija y el suicidio fallido de su yerno.

El padre de Wilma Linnette Lugo Toro, de 45 años, desaparecida desde la madrugada del pasado 10 de febrero, horas antes de que su pareja, Carlos Rodríguez Torres, intentara suicidarse y un familiar le cortara la soga, ruega a Dios por que este último se recupere y colabore para dar con el paradero de su hija.

Edgardo Lugo Morales, de 71 años, dijo que lo único que quiere es que Wilma Linnette aparezca, viva o muerta, para terminar con la agonía familiar que los embarga desde que desapareció, poco tiempo después de que vecinos del barrio Monte Grande, de la zona rural de Cabo Rojo, escucharan una discusión entre la pareja.

“Sea lo que sea, ya lo hemos perdonado; no tenemos rencor, eso no cabe en nuestros corazones”, dijo Lugo Morales al destacar que, si Rodríguez Torres le hizo algo a su hija antes de que intentara suicidarse colgándose de un árbol en el barrio Cotto de San Germán, lo han perdonado.

Rodríguez Torres, según el teniente Joel González, director de la Unidad de Homicidios del CIC de Mayagüez, permanece recluido en condición grave en el Centro Médico de Río Piedras, conectado a máquinas por el daño que recibió en su intento suicida el 10 de febrero, horas después de la desaparición de su pareja.

Lugo Morales entiende que, si su hija estuviera con vida, ya se habría comunicado con su familia para informar dónde está.

“Realmente no sabemos qué pasó y Dios quiera que ella esté viva, por lo que le hacemos un llamado para que, si está en algún lugar, se comunique con nosotros o quisiéramos que apareciera de alguna manera, porque lo que pasó, pasó y no podemos cambiarlo, sino tenemos que aceptarlo”, expresó con mucha tristeza el angustiado padre, cuya fortaleza espiritual como adventista del Séptimo Día lo ha preparado para el peor de los escenarios.


“Hemos visto los dos lados, el positivo y el negativo, con la esperanza de que esté con vida, pero si no es así, lo que haya pasado no podemos cambiarlo y lo único que pedimos es que esta persona se ponga bien para que su mamá también deje de estar sufriendo porque, sea lo que sea, ya lo hemos perdonado”, añadió el padre de Lugo Toro, quien días antes de esta desaparecer había comenzado a trabajar como guardia de seguridad en la región sur.

Según el teniente González, por más de una semana, agentes de Homicidios, junto con personal de las oficinas municipales de Manejo de Emergencias de Cabo Rojo y San Germán, voluntarios y hasta canes entrenados en la búsqueda y rescate de personas, han estado peinando apartados sectores en las comunidades Monte Grande, La Finca Las Cuarenta y La Cantera, sin ningún resultado.

“La información que tenemos es que entre la noche del 9 y la madrugada del 10 de febrero hubo una discusión entre la pareja en su residencia y, hasta el momento, ella no ha sido localizada, y posteriormente él trató de suicidarse y está en estado crítico, sin que haya recuperado”, dijo el teniente González.

Además, este dijo que la búsqueda masiva que estaba en curso ha sido descontinuada, pero que la investigación continuará. Si se recibiera alguna confidencia, se habrá de investigar, por lo que solicitó la ayuda de la ciudadanía para localizar a Lugo Toro.

“La investigación continúa, pero hasta el momento la búsqueda ha sido infructuosa, por lo que solicitamos que nos llamen al 787-832-7071, Homicidios Mayagüez, o al 787-343-2020 para cualquier información o confidencia”, añadió González.

Tags

Cabo Rojo