Políticos se unen para pedir excarcelación de Oscar López Rivera

12/09/2012 | 06:28 p.m.
El llamado colectivo se originó durante el Encuentro sobre Derechos Humanos 2012 por la Excarcelación de Oscar López Rivera.

El debate sobre los posibles cambios en la relación política entre Puerto Rico y Estados Unidos prepara el terreno para que la petición por la excarcelación del prisionero Oscar López Rivera pueda rendir resultados luego de 31 años de confinamiento, afirmó hoy, domingo, el expresidente del Colegio de Abogados Eduardo Villanueva.

Con esa premisa, Villanueva instó a unirse a la campaña en favor de la pronta liberación de López Rivera, y su reclamo tuvo resonancia entre figuras independentistas, populares y novoprogresistas, quienes unidas urgieron acción al gobierno estadounidense.

“Se han iniciado unas conversaciones con los Estados Unidos para ver de qué manera reformulamos las relaciones jurídico-políticas entre Puerto Rico y Estados Unidos, es la ocasión perfecta y propicia para que el presidente Barack Obama haga un gesto de conciliación y de buena voluntad con el pueblo de Puerto Rico, y excarcele a Oscar en las navidades, si fuera posible, antes de que se acabe el año”, afirmó Villanueva.

“El Derecho Internacional ha establecido que cuando se inician procesos entre países para reformular sus relaciones jurídico-políticas al nivel que sea, ese proceso que se llama de autodeterminación, un paso previo que hay que dar para que sea un verdadero proceso de autodeterminación, y así lo ha determinado (la Organización de las) Naciones Unidas... es que se liberen los prisioneros políticos, y Oscar es un prisionero político”, abundó.

El llamado colectivo se originó durante el Encuentro sobre Derechos Humanos 2012 por la Excarcelación de Oscar López Rivera, que se celebra desde el viernes en la Universidad del Sagrado Corazón, en Santurce. La actividad que culmina mañana, lunes, sirvió de ocasión para que figuras como Eduardo Bhatia y Carmen Yulín Cruz, del Partido Popular Democrático (PPD); Juan Dalmau, del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), y el alcalde de San Sebastián, Javier Jiménez, del Partido Nuevo Progresista (PNP), reclamaran la excarcelación del preso político.

Junto a los líderes políticos, también clamaron por la excarcelación de López Rivera el congresista demócrata de origen puertorriqueño Luis Gutiérrez y la presidenta del Colegio de Abogados, Ana Irma Rivera Lassén.

“Esta causa es más allá de una cuestión de líneas partidistas, ni ideológicas en cuanto a la relación con Estados Unidos, trasciende mucho más allá de todo esto. Como puertorriqueños, los que vivimos en esta Isla, debemos estar unidos en esta causa porque es una causa de derechos civiles, es una causa en la que un puertorriqueño, por sus ideales y sus convicciones ha estado preso durante 32 años”, subrayó el alcalde de San Sebastián durante una rueda de prensa.

En mayo, López Rivera, nacido en San Sebastián en 1943, cumplirá 32 años de confinamiento por el cargo de conspiración sediciosa.

“Ustedes pueden estar de acuerdo o no pueden estar de acuerdo con esas convicciones, pero soy de las personas que creo que tenemos que admirar a las personas que tienen convicciones, que luchan por sus convicciones, que entregan su vida por sus convicciones, que entregan hasta su libertad por sus convicciones... Tenemos que buscar las cosas que nos unen”, añadió Jiménez.

Gutiérrez, quien viajó a la Isla para participar en una conferencia sobre los derechos humanos y los emigrantes mexicanos en Estados Unidos, resaltó que en otras instancias, como en la lucha por sacar a la Marina de Guerra estadounidense de la isla municipio de Vieques, la unidad de voluntades entre los boricuas ha probado tener efecto.

Asimismo, resaltó que existen precedentes respecto a la lucha civil por la excarcelación de presos políticos puertorriqueños al destacar que en la década de 1990 también se movilizaron ciudadanos de distintas ideologías para reclamar la libertad de otros boricuas confinados en Estados Unidos por su ideología a favor de la independencia de Puerto Rico. En 1999, el entonces presidente Bill Clinton indultó a un grupo de 12 presos políticos puertorriqueños.

“La petición (de excarcelación) se va a respetar... Durante la década de los '90, ¿cuántos nos miraban a nosotros y nos decían nunca van a permitir que 12, 13, 14 (prisioneros) salgan?... Las resoluciones (pidiendo la liberación de López Rivera) hay que hacerlas de los tres partidos en el Senado. Eso es hacerle justicia a Oscar. La resolución que viene de la Cámara de Representantes tiene que venir de todos los partidos, de las alcaldías”, señaló Gutiérrez.

“No voy a permitir que Oscar llegue aquí y que nosotros celebremos su llegada después de su muerte. No voy a permitir que nosotros estemos aquí recibiéndolo para enterrarlo. Yo lo quiero ver vivo, respirando, quiero escuchar su voz, quiero verlo abrazar su familia, quiero verlo entre nosotros disfrutando de su isla, de Puerto Rico. Si usted cree, se puede hacer”, puntualizó el congresista por el estado de Illinois.

Clarisa López Ramos, única hija de López Rivera, afirmó que expresiones de apoyo como la demostrada hoy, domingo, “aviva mucho más las esperanzas de tenerlo cerca en casa pronto”.

“Es la única forma de que mi papá pueda regresar, uniendo todas las voces, uniéndonos a todos nosotros en una sola voz reclamando eso, que mi papá regrese a casa. Estas voces están unidas, no tan solo por un respeto, sino por un amor. Nos une ese respeto tan grande que mi papá nos inspira”, expresó López Ramos a este medio.