Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Prendía con la AEE Carmen Yulín

Por Nydia Bauzá / [email protected] 09/14/2017 |09:00 a.m.
Pide al Gobernador que exija respuestas al director de la AEE sobre la falta de servicio eléctrico en muchos sectores de la ciudad capital.
La alcaldesa sostuvo que el propio director ejecutivo de la AEE reconoció que la infraestructura eléctrica de la capital fue severamente afectada por los vientos del huracán Irma. ([email protected])  

La alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín Cruz Soto, tildó ayer de “irresponsable” al director ejecutivo de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), Ricardo Ramos, y emplazó al gobernador Ricardo Rosselló, a que le exija explicaciones por las miles de familias de la capital que a nueve días del paso del huracán Irma siguen a oscuras.

“Mi relación con el gobernador en la emergencia ha sido muy positiva. Mi reclamo a él como jefe de gobierno es que le pida explicaciones a Ramos y que esas explicaciones se hagan públicas”, sostuvo la Alcaldesa. 

Cruz Soto dijo que desde el lunes intentó sin éxito comunicarse con Ramos y el martes y miércoles comenzó a hacerle reclamos públicos ante la cantidad tan grande de sanjuaneros que siguen sin servicio eléctrico. 

“El ingeniero Ramos ha sido irresponsable con San Juan al no responder a ninguna de nuestras comunicaciones. No sé a qué le tiene miedo; quizás no se han enterado de las veces que en San Juan colaboramos con compañeros de la UTIER y gerenciales calladamente”, sentenció. 

La Alcaldesa indicó que ayer recibió un mensaje de texto de la AEE con las áreas que estaban siendo trabajadas por brigadas, sin detallar el número de abonados afectados, las áreas que faltan por energizar ni una fecha estimada de cuándo regresaría el servicio eléctrico.

“Aquí la ineptitud ha sido de la AEE. Yo no tengo energía ni tiempo para la política pequeña; que se lo digan a la gente de Monte Park, de las Parcelas Falú, de Buen Consejo y del Caño; y a los dominicanos que se refugiaron en la Casa Dominicana”, destacó. 

“En San Juan literalmente estamos pidiendo la luz por señas. La falta de un plan articulado y efectivo y la tardanza en poner recursos adicionales al servicio de la gente ha causado un daño mayor que el que hizo Irma porque han creado un grupo de refugiados urbanos, que son miles de personas que no tienen agua ni luz”, sostuvo en entrevista con Primera Hora, desde el coliseo Roberto Clemente, centro de operaciones del gobierno municipal desde la emergencia.

 
Se le acaba la paciencia a Carmen Yulín

La alcaldesa Carmen Yulín Cruz pide al Gobernador que exija respuestas al director de la AEE sobre la falta de servicio eléctrico en muchos sectores de la ciudad capital.


Cruz Soto enumeró que los Centros de Diagnóstico y Tratamiento (CDT’s) de Barrio Obrero, Río Piedras, Lloréns Torres, Sabana Llana, Hoare y Puerto Nuevo operan con plantas eléctricas. Detalló además que de los 78 Head Starts del Municipio, 46 no tienen agua ni luz. “Estamos haciendo un inventario para ver cuáles pueden abrir”, expresó para agregar que los más vulnerables son “los viejitos en las égidas porque las plantas eléctricas sólo suplen las áreas comunes”.

Mencionó que tres ancianos que utilizan ventiladores para respirar en sus hogares tuvieron que ser transferidos al Hospital Municipal de San Juan.

También dijo que el turismo en la ciudad se ha afectado porque los barcos que venían al Viejo San Juan “los están redirigiendo a otras áreas”. Precisó que la mitad del casco sanjuanero sigue apagado y a diario recibe quejas de los comerciantes en torno a cuándo regresará el servicio.

“San Juan tiene que estar restablecido porque es la vitrina de Puerto Rico al mundo”, sostuvo la Alcaldesa, quien dijo que está trabajando con su equipo de ayudantes entre 18 a 20 horas diarias.

“El daño no sólo está en Ramos, sino en aquellos que podrían llamarlo a capítulo. Por eso, le hago un llamado al gobernador a que pida que se incluya a San Juan en los municipios que serían declarados zona de desastre por el gobierno federal”, indicó. 

Sostuvo que el propio director ejecutivo de la AEE reconoció que la infraestructura eléctrica de la capital fue severamente afectada por los vientos del huracán Irma. 

En torno al recogido de escombros, precisó que comenzaron a limpiar las calles desde la misma noche del ciclón. El miércoles detalló que recogieron 242 mil libras de escombros, 1.4 millones de libras de materiales domésticos y 21 mil libras de material vegetativo.


Al secretario de Asuntos Públicos de La Fortaleza, Ramón Rosario, quien la emplazó a que colabore con el gobierno central para restablecer los servicios, la Alcaldesa le replicó que “salga del frío de La Fortaleza, que entumece los sentidos y se confunda con el dolor de la gente en la calle”.

En declaraciones escritas, Rosario reconoció ayer que, “hay trabajo por hacer y hay que restablecer el servicio de la AEE a los cerca de 125,000 clientes que no tienen servicio al presente, incluyendo cerca de 85,217 clientes en San Juan. No obstante, hay alrededor de 200,000 clientes en San Juan que tienen servicio. Si la alcaldesa quiere colaborar, es más que bienvenida”.

Agregó que, “al igual que hicieron otros municipios como Carolina y Utuado, la alcaldesa puede utilizar los recursos municipales para recoger los escombros, como por ejemplo árboles caídos que atrasan las labores de nuestros trabajadores de la AEE. Si colabora con eso, nos ayuda a ayudarla a ella y a los residentes de la capital”. 

Pero eso le cayó a la alcaldesa como bomba. “Mi trabajo no es estar en los medios (de comunicación); es estar en la calle con la gente, colaborar y asegurarme que la politiquería barata, que debe dejarse a un lado en momentos como este, no desenfoque a los funcionarios municipales que han dejado a su familia para darlo todo aquí”, sentenció.

“Llevo tres días repartiendo hielo en las comunidades, pero no lo anuncio”, sostuvo. Dijo que están distribuyendo unas tres mil bolsas diarias y mostró un vagón lleno con las fundas heladas que repartirían anoche.

También dijo que en el Coliseo habilitaron una cocina, donde los empleados municipales preparan unos 1,600 almuerzos y cenas para el personal que labora en la emergencia, incluyendo guardias municipales.


Añadió que policías estatales y personal de la AEE y de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), han recibido de estos alimentos.

“El que diga que en San Juan no se está haciendo el trabajo que vea las caras de cansancio y el compromiso de esta gente y aquí hay de todos los partidos políticos”, sostuvo Cruz Soto, quien además, mostró un improvisado laundry para que los empleados, que no tienen agua ni luz en sus casas, puedan lavar la ropa.

Cada tanda por lavar y secar la ropa cuesta $1.00 y la persona tiene que llevar el detergente. El viernes los viejitos de una égida fueron a lavar su ropa y ayer una familia de la urbanización Borinquen Gardens también lavaba sus prendas de vestir.

La Alcaldesa narró que para operar la lavandería, que comenzó a funcionar desde el lunes en el Coliseo, el Municipio adquirió 21 lavadoras y 21 secadoras.


Regresa a la portada