Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Se enciende el país con el perdón a Oscar López

Por Lester Jiménez, Nydia Bauzá y María de los Milagros Colón 01/18/2017 |09:00 a.m.
Aracelis “Babi” Lugo López adelantó que la familia proyecta montarse en un avión para buscar a su tío en mayo.([email protected])  
Boricuas de todas las ideologías celebran el indulto a Oscar, anunciada por Barack Obama a dos días de culminar su mandato.

San Sebastián. La casa de Aracelis “Babi” Lugo López, en la comunidad González, comenzó a llenarse de vecinos y amigos tan pronto se conoció la noticia que por 35 años estaban esperando.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, finalmente conmutó la sentencia de su tío, el preso político puertorriqueño Oscar López Rivera, efectivo el próximo 17 de mayo.

La noticia se regó como pólvora por el pueblo, donde los familiares y todos los pepinianos no ocultaban su felicidad.

No era para menos, luego de tanta lucha y tantas voces unidas en favor de su liberación, al fin fueron escuchados.

“Cuando me dieron la noticia, honestamente no sabía cómo reaccionar. Quedé en otro mundo. No sabía si reír o llorar...Luego, cuando llegué aquí (a la casa) y veo a todos los vecinos que me están gritando desde los balcones y felicitándome y veo la foto de mi tío en la televisión, ahí es que caigo en tiempo y digo: ‘Esto está pasando’”, dijo Lugo López todavía emocionada. 

“¡Después de 35 años, después de una lucha tan grande y de tanta gente comprometida, lo logramos! No fue en vano todo lo que se ha hecho”, agregó.

López Rivera, de 74 años, fue convicto por conspiración sediciosa y cumplió 35 años tras las rejas por su vínculo con el grupo Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN). 

Según Lugo López, ni la familia, ni las personas que apoyaron su causa jamás perdieron las esperanzas de que saldría libre.

 
Celebran familiares de Oscar en San Sebastián

“Nunca me resigné. Yo le decía a todo el mundo que me preguntaba que hasta el 19 de enero a las 12:00 de la noche no me voy a rendir”, destacó Lugo López quien agradeció a todas las personas que de una u otra forma se unieron a la causa por la liberación de su tío.

“Él es una persona de palabra, íntegra en sus principios y en sus creencias. Una vez lo dijo y lo mantuvo: ‘Yo entro de pie y salgo de pie. Jamás de rodillas, porque yo estoy luchando por lo que creo. Yo no tengo sangre en mis manos. No tengo nada de qué arrepentirme’”, recordó su sobrina.

El mejor regalo

Clarisa López recibió ayer su mejor regalo de cumpleaños: su padre Oscar López Rivera podrá caminar libremente por el Puerto Rico que ansía, la isla caribeña que lo vio nacer hace 74 años.

“Clarisa cumpleaños (hoy). Ese es su mejor regalo. ¡Dios mío, gracias!”, exclamó con voz quebrada, Lugo López.

Justo a dos días de culminar su mandato, Obama le conmutó la condena a López Rivera y aunque se señaló el 17 de mayo para su salida definitiva, el puertorriqueño, natural de San Sebastián de las Vegas del Pepino, podría salir antes o ser trasladado a una casa de transición a la libre comunidad en estos cuatro meses, se comentó anoche. 

“Como esto se va a tardar un poquito, nos vamos a montar todos en el avión y todos lo vamos a ir a buscar”, agregó entre lágrimas Lugo López al hablar con Primera Hora vía telefónica, mientras era interrumpida temprano por vecinos que la felicitaban.

Lugo López agregó que “lo primero que Oscar va a pedir (es ver a) sus dos amores, Clarisa y Karina, hija única y nieta única..Él siempre ha dicho que vivía con la esperanza de caminar por una playa y ver el mar... Yo sé que cuando cumpla ese deseo de estar con Karina y Clarisa, caminar por esa playa y ver el mar, será una de las satisfacciones más grandes”, sentenció.

Por otro lado, en el barrio Aibonito Guerrero, donde nació el prisionero político, su primo Herminio “Millo” Méndez también celebraba con otros familiares la noticia.

“Había escuchado que podía ser jueves y cuando me dijeron que sería hoy, pues esperaba que lo dejaran libre hoy mismo. Estoy contento, pero siento algo por dentro. Si él, (Obama) tiene el poder para liberarlo hoy (ayer) mismo, ¿por qué esperar hasta mayo?”, destacó Méndez.

Desde ya, la familia se prepara para recibirlo como merece cuando llegue a Puerto Rico.

“¿Qué más se le puede decir a él? Darle un abrazo con todo el corazón y aquí en el barrio hacerle una fiesta de Puerto Rico entero, porque todo el mundo ha estado con Oscar López”, destacó Méndez, quien dijo que espera prepararle un buen arroz hecho en el fogón con leña, un pedazo de lechón asado “y un buen palo de pitorro. ¡Y bueno que lo tengo!”.

Fiesta en San Juan

Las bocinas sonaban, algunos autos pasaban con banderas boricuas –siempre con el triángulo azul cielo- y así celebraban el indulto a Oscar López Rivera en el “Campamento contra a Junta (de Supervisión Fiscal)” frente al Tribunal Federal en Hato Rey.

Simultáneamente, otro grupo festejaba en la placita de Santurce, donde al anochecer se formó tremendo rumbón con pleneros para cantarle al pepiniano. 

“Es una celebración para el pueblo, para todos los que lucharon y todos los que están alegres por la liberación de Oscar”, dijo Nani Martínez, portavoz del Campamento Contra la Junta.

 
Bembé en la Placita de Santurce por Oscar

También, hubo celebración frente al Tribunal Federal de Hato Rey.

De fondo se escuchaban planes de la gente para recibirlo. Se habló de kayaks, de fiestas de pueblo y actividades que involucran el mar, uno de sus escenarios preferidos.

 “Es una victoria, esperamos que sea una llama a continuar la lucha y a que el pueblo se una ante todos los atropellos que están sucediendo", dijo Samantha Medina, otra portavoz del campamento.

 
Cómo Oscar López Rivera terminó en prisión

Lo que debes saber del preso político puertorriqueño que más tiempo ha estado encarcelado

Regresa a la portada