No importa el tamaño

comentarios

Es suficiente con que no tengan una estatura promedio y que el mundo esté construido para personas “normales”, para que encima se les mire raro, extraño, se burlen y los llamen enanos en tono despectivo.