Los Gurriel están encendidos

Por Fernando Ribas Reyes 07/11/2019 |11:45 p.m.
Los hermanos Yulieski y Lourdes Gurriel desertaron cuando jugaban con la novena de Cuba en la Serie del Caribe en República Dominicana en el 2016. (AP)  
Sus adiestradores boricuas hablan de los ajustes que han hecho los hermanos cubanos Yulieski y Lourdes, con los Astros y Azulejos, respectivamente.

Los hermanos cubanos Yulieski y Lourdes Gurriel abren la segunda mitad de la temporada de las Grandes Ligas como dos de los peloteros que más caliente terminaron la primera parte.

Y dos boricuas que fueron parte del gran cierre de primera mitad que tuvieron los bateadores derechos,  esperan que ambos  tomen las cosas en donde las dejaron.

Esos son el yabucoeño Alex Cintrón, coach de bateo de Yulieski en los Astros de Houston, y el floridano   Charlie Montoyo, dirigente de Lourdes en los Azulejos de Toronto.

Yulieski es el más caliente de los hermanos  -también es el mayor en edad- con jonrones conectados en cinco juegos corridos y 13 carreras impulsadas en esos encuentros, en los que Houston juegan para 4-1.

“Ha sido impresionante lo que ha hecho en los últimos 11 juegos”, dijo Cintrón.

Gurriel también suma una racha de 11 juegos corridos bateando de hit, en los que suma nueve jonrones.

El pelotero internacional, de 35 años y quien está probado en las Grandes Ligas, hizo un ajuste en la caja de bateo en junio que le ha pagado dividendos, dijo Cintrón.

“Él tiene una mecánica bien diferente, con las manos arriba, con el torso virado. Ajustó las caderas, no está tan virado y ahora  es más rápido por la zona (de strike), ve mejor la bola. Antes estaba un poco tarde”, describió Cintrón.

‘Yuli’, quien sólo dio cuatro jonrones entre abril y mayo, suma 14 jonrones en la actualidad, a cuatro de superar su cifra mayor en una temporada de las Grandes Ligas.

Y muchos de esos jonrones han sido decisivos.

“Me ha preguntado la organización y para mí, en situaciones importantes, él es el bateador que escojo. Un jugador que estuvo años bateando con la presión de producir para que Cuba le permitiera jugar en otras ligas, aquí (Estados Unidos) coge un turno como si fuera uno más”, dijo Cintrón.

Mientras, Lourdes  lleva siete jonrones en sus últimos 12 juegos y tiene promedio de .322 desde el 24 de mayo, cuando regresó a  las Grandes Ligas tras un descenso a las Menores.

Montoyo dijo que la vida ofensiva de Lourdes cambió drásticamente hacia lo mejor desde su descenso el 14 de abril a Triple A, a la que fue enviado porque estaba teniendo problemas defensivos, curiosamente.

“No estaba tirando bien y lo tenía en la mente. Lo movieron al jardín izquierdo. Lo subimos como jardinero izquierdo y ha sido le mejor pelotero que tenemos”, dijo Montoyo del equipos que tiene a prospectos como Vladimir Guerrero, hijo, y Cavan Biggio.

Lourdes, de 25 años, está bateando .303 en la temporada con 13 jonrones y 37 carreras impulsadas. 

Tiene, además, seis asistencias desde el jardín izquierdo desde que ocupa esa posición tarde en mayo.

Regresa a la portada