Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Alberto Del Río solo iría a UFC por la oferta correcta

Por Raúl Álzaga / [email protected] 01/08/2015 |00:00 a.m.
Asegura que no volvería a las artes marciales mixtas a menos que lo compensen de forma considerable
Alberto Del Río se coronó monarca de la World Wrestling League (WWL) durante el cartel de ‘Guerra de Reyes’. (Twitter: @VivaDelRio)  

Si empresas de artes marciales mixtas como UFC, Bellator y otras realmente desean contar con servicios del cotizado luchador mexicano Alberto “El Patrón” de Río, tendrán que abrir bien esa cartera porque él no peleará allí por migajas.

Solo aceptaría regresar a ese mundo si es por una suma de dinero considerable.

La realidad es que ese mundo de mayores riesgos físicos como lo es el MMA no le hace falta para nada a pesar de su salida de la World Wrestling Entertainment (WWE) a mediados del 2014 debido a una agria disputa racial con un gerencial de la empresa.

Y es que Del Río no ha tenido carencia de ofertas de varias empresas de lucha libre alrededor del mundo y no ha tardado mucho en convertirse campeón de varias de ellas, incluyendo la AAA de México el pasado mes de diciembre y más recientemente el pasado martes Día de Reyes en Puerto Rico cuando se coronó monarca de la World Wrestling League (WWL) durante el cartel de ‘Guerra de Reyes’ efectuado ante más de 5,000 fanáticos en el Coliseo Roberto Clemente al vencer a Shane “The Glamour Boy” y a Ricky Banderas (Mil Muertes en Lucha Underground).

Aún así el afamado azteca, quien tiene marca de 9-5 en el MMA con siete rendiciones y llegó a pelear en empresas como Pride de Japón, fue rumorado recientemente como una de las figuras de la lucha libre que ha generado interés en varias empresas de ese deporte, máxime con el empuje mediático que ha logrado el anuncio de que el ex luchador de la WWE Phil Brooks, alias, CM Punk, cuando se unió a la UFC y porque hay un genuino interés de varias empresas de MMA en conquistar el mercado latino.

Pero hasta ahora, las supuestas ofertas solo se han quedado en discusiones sin sustancia y a estas alturas Del Río no está para perder tiempo.

“He tenido acercamientos de Bellator, Victory, UFC, Combates Américas. Pero la realidad es que ya tuve mi etapa en MMA. Habrá gente que lo quiera hacer, pero ya lo viví. Quizás puedo regresar pero es cuestión de dinero”, dijo Del Río en entrevista con Primera Hora.

“Para hacer una pelea de MMA tengo que dejar de luchar por tres meses para dedicarme a entrenar. Me tienen que pagar lo que ganaría luchando por esos tres meses y un bono extra. Lo que han hecho es tirar ahí dinero al aire, pero sin nada concreto. Ya se los dije como soy yo Alberto, que no tengo pelos en la lengua. Les dije: “Déjense de boberías y pongan un número real. Dejen de tirar números al aire y pongan una oferta real. Ésta es la cantidad que quiero y si me la vas a pagar, me tienes que pagar eso”. Mientras no llegue ese número no regreso (al MMA). Y si nunca llega, pues he sabido invertir bien mi dinero. No quiere decir que el dinero no me falte, pero me puedo dar el lujo de rechazar algo si no es la oferta que quiero. Mientras ellos no pongan el número que yo quiero no me interesa”.

Ciertamente, su negativa al MMA no es por falta de talento pues Del Río es un especialista lucha grecorromana y representó mundialmente a México en ese deporte durante la década del 90 antes de experimentar con el MMA a inicios de siglo. 

“Fui campeón mundial juvenil y fui campeón panamericano aquí mismo en Puerto Rico en el 1997. Aquí hicieron los  campeonatos de lucha panamericanos. Así luché por todo el mundo”, indicó Del Río.

Su colega CM Punk no cuenta con un resumé similar entrando a UFC, pero Del Río no ve eso como un obstáculo, especialmente conociendo la disciplina y determinación de CM Punk.

“Le deseo mucha suerte a mi amigo CM Punk porque es un gran atleta, un gran amigo y un hombre de principios como lo soy yo. Al igual que yo, era de los que defendía a los muchachos frente a la empresa (WWE). Espero que (en UFC) lo haga muy bien”, manifestó del Río.

“Y eso que dicen que no tiene experiencia no le doy tanta importancia. Nadie empieza con experiencia. Todos en algún momento comienzan a entrenar y pelean. No hay un solo peleador en el mundo que desde el momento que subió a la jaula sabía pelear en todo. Tuvieron que entrenar antes de llegar ahí. De los mejores exponentes te puedo decir que Rich Franklin era maestro de matemáticas y llegó a ser campeón de UFC sin haber tenido un ‘background’ de artes marciales desde niño. El entrenó de adulto y se hizo campeón. Eso es relativo, así que no hay porque pensar que CM Punk no pueda hacerlo”.

Con itinerario repleto

El que piense que Del Río está pasando hambre porque se fue de la WWE está equivocado. Ningún otro luchador ha tenido más demanda como agente libre en años recientes que él, llenando ya casi toda su agenda de presentaciones para el 2015, incluyendo apariciones en la AAA de México, en la WWL en Puerto Rico, en Ring of Honor en Estados Unidos y en múltiples empresas a nivel mundial.

“Tengo luchas en todos lados. Acabo de regresar de Londres y de Ring of Honor. Tengo en agenda a Japón, e iré Qatar en marzo”, dijo Del Río.

Lo que sí es notable es su reducción de fechas, pues ahora que tiene su libertad contractual de WWE planifica pasar más tiempo con su familia.

“No pienso trabajar ya tanto.  Es otra de las razones por la cual me fui de mi antigua empresa (WWE). Hacía como 300 shows al año y casi no pasaba tiempo con mi familia. Ahora pienso hacer solo 110 shows al año. Las fechas están ahí y creo que solamente quedan nueve disponibles para el 2015. No quedan más y no pienso dar más, así me lleguen con una olla de oro.”, indicó Del Río.

“Gracias a Dios, estoy bien económicamente. Y mi tiempo es para mi familia”.

Del Río sostuvo que la razón para tan buena acogida tras su salida de la WWE es que siempre ha sido un luchador que ha dado al fanático el 100 por ciento durante su desempeño dentro del ensogado.

“Uno recoge lo que siembra. Siempre he ido a todas las empresas a dar lo mejor de mí. Nunca ha habido  una lucha en la que yo haya estado que la gente diga “Esa lucha no sirve”. Tengo orgullo en mi trabajo. El fanático hace un gran esfuerzo para comprar un boleto y lo peor que se pueden llevar es que un luchador no se entregue por lo que pagaron. Llevo ese orgullo de siempre dar un gran espectáculo”, agregó Del Río, quien estuvo acompañado en Puerto Rico de su padre Dos Caras, sus hermanos Hijo de Dos Caras y su primo Sicodélico Jr. 

“Por ende, siempre hemos estado en demanda. Y desde que salí de mi antigua empresa, he llenado mi itinerario. Gracias a Dios tengo bastante trabajo por delante”.

Tags

UFC