Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Una cuestión del destino en “The Sun Is Also a Star”

Por Alexandra E. Nuñez / Movie Network 05/15/2019 |11:45 p.m.
La ciudad donde toma lugar la película no pudo haber sido más perfecta. (Suministrada)  
Dos jóvenes se enamoran en circunstancias imposibles en el filme que estrena hoy en la Isla.

Una adolescente llamada “Natasha”, interpretada por Yara Shahidi (Grown-ish), quien vive en Nueva York desde sus 8 años, está siendo deportada junto a su familia a su nativa Jamaica. Durante el transcurso de lo que posiblemente será su último día en el país, Natasha conoce a “Daniel”, quien es interpretado por Charles Melton (Riverdale), un joven aplicado e hijo obediente, quien por su parte también enfrenta retos ya que viene de una familia coreana estricta a quien no quiere defraudar. 

Basada en la novela popular para jóvenes adultos por la autora Nicola Yoon (Everything, Everything), The Sun Is Also a Star se enfoca en el amor durante tiempos complejos en la vida de dos jóvenes. Para Natasha, quien será deportada del lugar que ella reconoce como su hogar, enamorarse es lo último en su mente. Sin embargo, Daniel, un romántico incurable, está convencido de que el destino la puso en su camino por un propósito. Desconociendo la situación migratoria de Natasha, Daniel se da a la tarea de mostrarle que, del destino quererlo, el amor sí se puede dar en cuestión de un día.

La ciudad donde toma lugar la película no pudo haber sido más perfecta. Nueva York no solo es el lugar mágico donde el destino empuja a estos dos desconocidos a coincidir, sino se convierte casi en un personaje adicional de la película y símbolo de diversidad cultural. El amor entre estos dos personajes no se pudo haber dado en mejor lugar que en una de las ciudades más diversas de Estados Unidos, pues la cultura y la raza juegan un papel integral en el transcurso de la historia.

La directora Ry Russo-Young realiza un excelente trabajo cinematográfico traduciendo visualmente a la pantalla la belleza de una ciudad y su influencia en la relación de Natasha y Daniel. Como toda adaptación de novela, el guión sufre de falta de detalles y diálogo entre los personajes principales, por lo que (a pesar de todo ocurrir en un solo día) hace que el desenlace se sienta un poco lento. Sin embargo, la química natural que existe entre los actores es razón para ver este tierno drama romántico y descubrir si el universo unió a estas dos personas solo para finalmente separarlas. 

Regresa a la portada

Tags