Urgen descentralizar servicios de la Oficina de la Procuradora

Por Femmy Irizarry Álvarez 12/05/2018 |01:48 p.m.
Durante la conferencia de prensa se indicó que desean una reunión con Lersy Boria. ([email protected])  
“La oficina de la Procuradora es en San Juan; habiendo 78 municipios, los 77 restantes podemos ayudar más si coordinamos labores”, dijo una de las participantes de la actividad.

El llamado de la Asociación de Alcaldes de Puerto Rico al gobierno y a la Procuradora de las Mujeres, Lersy Boria, es a que los servicios para las víctimas de violencia de género salgan de San Juan a los municipios. 

Hoy, alcaldesas, primeras damas y oficiales de Asuntos de la Familia hicieron una conferencia de prensa para presentar los esfuerzos que han hecho para combatir la violencia de género en sus áreas. 

"Desde San Juan no vamos a resolver, hay que bajar a los municipios", sentenció la licenciada Gretchen Hau, directora ejecutiva de la entidad que agrupa a 45 de los 78 municipios. 

Hoy hubo representantes de 13 pueblos. 

“Nuestra propuesta es de unir esfuerzos y presentar cómo hemos sido exitosos en el manejo de distintas situaciones. Estamos hablando de la vida y la muerte de seres humanos. Cada una de las 23 muertes de mujeres registradas en este año es una grave alarma para que juntos trabajemos en la prevención”, dijo Hau. 

Para que la Procuradora conozca que están haciendo los municipios y cómo puede hacerse eco de esas estrategias, la Asociación la invitó  a una reunión el 20 de diciembre, a la 1:00 de la tarde, en la sede de la  Asociación. 

“La oficina de la Procuradora es en San Juan; habiendo 78 municipios, los 77 restantes podemos ayudar más si coordinamos labores”, dijo por su parte la doctora Aida I. González, que dirige la Oficina de Desarrollo Humano del Municipio de Caguas.

Fue la alcaldesa de Salinas, Karilyn Bonilla,  una de las que presentó una iniciativa suya en el distrito de Guayama con la Administración de Tribunales. 

Mediante esta, explicó Bonilla, se comparte información sobre los casos radicados por Ley 54, y oficiales de la Policía municipal y de la alcaldía cooperan con rondas preventivas y asesoría. 

“A las víctimas también les ofrecemos ayuda social y médica. Es un proyecto que está funcionando y debería ser aplicado en todo Puerto Rico”, sostuvo Bonilla. 

De igual forma, la alcaldesa de Morovis, Carmen Maldonado, mencionó que en su municipio reabrió un cuartel municipal en Barrio Barahona. 

“Esa es una comunidad de unas 3,000 personas y estamos haciendo los servicios de seguridad más accesibles", dijo. 

Adelantó que le solicitó una reunión a la secretaria interina de Justicia, Olga Castellón, para discutir diversos temas.

 El grupo aceptó que ha sido muy poca la comunicación que ha tenido con Boria. 

Otro llamado de la Asociación es que se trabaje con las estadísticas para poder conocer cómo ayudar de una manera más eficiente a las víctimas y saber qué resultados tienen las estrategias y programas establecidos. 

Regresa a la portada