Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Héctor Pesquera entiende que la Mano Dura no dio buenos resultados

Por Alex Figueroa Cancel 03/15/2013 |10:07 a.m.
Héctor Pesquera considera que existen diferencias significativas entre la política de Mano Dura y las estrategias implantadas en la actualidad. (Archivo)  
Al cumplirse 20 años de aquella política, diferentes sectores señalan que la política establecida por el entonces gobernador Pedro Rosselló llegó a institucionalizarse.

El superintendente de la Policía, Héctor Pesquera, es de los que considera que la estrategia de la "Mano Dura Contra el Crimen" implantada en 1993 "no dio buenos resultados".

Aunque no le gusta criticarlo, por entender que fue una iniciativa bien intencionada, confesó que se dirigía a un enfoque que no era el más adecuado para enfrentar la criminalidad.

"En aquel entonces, eran ocupaciones de residenciales y no creo que dio muy buenos resultados", sostuvo Pesquera, en entrevista con este medio.

 Aunque ya trabajaba con la oficina en Puerto Rico del Negociado Federal de Investigaciones (FBI), Pesquera aseguró que no trabajó directamente con las intervenciones de aquellos años. Señaló que las operaciones, que incluyeron la ocupación de cerca de 80 residenciales por la Policía y efectivos de la Guardia Nacional, fueron manejadas a nivel estatal.

"De entrada se veía como que era una iniciativa buena y, obviamente, sin pasar juicio la aplaudo", mantuvo Pesquera al admitir que “en aquel momento era lo que se creía que iba a dar resultado y cada vez que se tome una decisión así es bueno".

"Lo que no estoy seguro es que el resultado fue positivo, por lo menos el que se esperaba… Muchas de estas cosas las haces esperando obtener un resultado X. Claro, que favorezca a Puerto Rico y cuando no funciona, te tienes que mover y modificar las estrategias", agregó.

Al cumplirse 20 años de aquella política, diferentes sectores señalan que la política establecida por el entonces gobernador Pedro Rosselló llegó a institucionalizarse al punto de que las demás administraciones gubernamentales han continuado la filosofía de "guerra contra el crimen". En esas dos décadas, se estima que 15,000 personas han sido asesinadas.

Aunque Pesquera considera que existen diferencias significativas entre la política de Mano Dura y las estrategias implantadas en la actualidad, entiende que los planes de los pasados 20 años no han sido efectivos.

"Hay unos cambios significativos con el concepto de la Mano dura de aquel entonces y lo que hacemos ahora", mantuvo Pesquera. "Ahora no se quiere ocupar, lo que se quiere es rescatar. Queremos rescatar las áreas que están controladas por los narcotraficantes y devolvérsela a los ciudadanos que cumplen con la ley".

"Lo que podemos aprender es que si vemos las estadísticas, el consumo y dónde estamos ahora mismo, pues en algún momento desde allí hasta ahora no ha funcionado la estrategia", afirmó.