El hasta hace poco director del Negociado Federal de Investigaciones (FBI) en Puerto Rico, Douglas Leff, fue asignado a dirigir la división de inspección de la agencia a nivel central en Washington, y envió una carta abierta al pueblo de Puerto Rico en el que expresa admiración por los boricuas y asegura que pronto vendrán nuevos arrestos por corrupción.

EL FBI informó mediante comunicado de prensa que Leff ahora es nuevo Director Auxiliar de la División de Inspección de las oficinas centrales del FBI en Washington D.C. Entre las responsabilidades de la División de Inspección, se encuentra el conducir investigaciones internas, evaluar el desempeño operacional, el uso de la autoridad de cumplimiento a través de todos los programas investigativos y el manejo de consultas especiales ordenadas por el Director y Subdirector.

Junto al comunicado, Leff envió una carta en español -normalmente las comunicaciones del gobierno federal en la isla son en inglés pero esta vez es exclusivamente en el idioma más hablado en Puerto Rico- donde habla de su experiencia con los puertorriqueños, tanto en su niñez y juventud en el Bronx, Nueva York, como ahora como jefe del FBI en la isla.

“El Bronx es el área de la Ciudad de Nueva York donde mi familia y yo tenemos nuestras raíces desde hace más de cien años. Hubo una época cuando el Bronx estaba en llamas, desintegrándose, y cuando muchas comunidades huyeron; fue cuando los residentes y empresarios puertorriqueños tuvieron el coraje y el valor de quedarse. Y durante dos décadas estos valientes puertorriqueños sobrellevaron los peores e inimaginables niveles de violencia, corrupción y pobreza. Cuando finalmente la ciudad se mejoró, los puertorriqueños cimentaron un futuro en el Bronx, que nadie hubiera imaginado"”, reza la carta, llamada ""Un gringo que tuvo el privilegio de vivir entre los boricuas".

Dijo que al observar como esos ""neo-riqueños- en Nueva York atesoraban la isla, lo llevó a comenzar a apreciar a Puerto Rico, por lo que cuando hace 4 años lo asignaron a dirigir la oficina de San Juan “salté a la oportunidad”.

Vienen arrestos “en breve" y a “largo plazo”

Leff se expresó agradecido por el aprecio que recibió en la isla, pero además dice que admira a los puertorriqueños por “su fe y su espíritu de lucha, con el cual han sobrellevado huracanes, terremotos, violencia y corrupción; contando con recursos gubernamentales muy limitados”.

Aseguró que habrá arrestos “en breve” de “casos importantes”, así como otras detenciones “a largo plazo”.

“Aún continúo estudiando español con una maestra muy dedicada, no solamente porque quiero comunicarme mejor con ustedes, sino también porque admiro el “corazón boricua” y quiero ser más similar a ustedes”, afirmó Leff en su misiva. “Un montón de gracias por compartir su querida isla conmigo. Ustedes y esta isla estarán en mi corazón por siempre", añadió.

Leff comenzó como agente del FBI desde 1996. En el 2005, recibió el Premio del Fiscal General (“Attorney General’s Award”) por su trabajo de enjuiciamiento en una serie de casos complejos de lavado de dinero y financiamiento de terrorismo. Dirigió en la oficina de Nueva York el área de crímenes financieros complejos. Es abogado y ha sido fiscal.

Ni el comunicado de prensa ni la misiva precisan hasta qué fecha Leff permanecerá en la isla, y quien será su sustituto a cargo del FBI en Puerto Rico.