Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

La bandera puertorriqueña tiene tres versiones

07/14/2009 |

No son dos, son tres, pero en realidad es una.

La bandera puertorriqueña tiene tres versiones, no dos como alegan algunos, y cada cual hala para su lado, dependiendo del cristal con que se mire.

En momentos en que el representante novoprogresista Luis “Tato” León presenta un proyecto de ley para oficializar el azul marino como el color del triángulo de la monoestrellada, el fabricante y experto en banderas José Luis Pérez Aquino recalcó que hay otra versión que es la real, no la azul oscuro ni la azul cielo.

El propietario de la fábrica Tropical Flag ofreció una clase de historia al recordar que la bandera de Puerto Rico se basa en la cubana, con el mismo diseño y colores pero invertidos.

“El color de la bandera cubana no es azul oscuro ni azul celeste. El azul celeste es la de la bandera de la Organización de las Naciones Unidas. El color es azul royal”, explicó el dueño de la fábrica ubicada en Arecibo desde hace 40 años. En español, se le llama azul turquí.

Indicó que la bandera que el ex gobernador Luis Muñoz Marín izó en 1952 al momento de establecerse el Estado Libre Asociado (ELA) fue hecha en Estados Unidos, y la fabricaron más oscura, parecida a la estadounidense.

“No tenían conocimiento que la de Puerto Rico era un poquito más claro, azul royal. Ése es un error que siempre se ha cometido”, dijo Pérez Aquino, quien fue personalmente a Cuba a buscar los archivos para estudiar el caso, instruido por el historiador Ovidio Dávila.

Relató que la versión azul celeste nació como resultado de una confusión, cuando dijeron que era color azul imperial y un grupo de independentistas lo interpretaron como cielo.

“Es increíble que a estas alturas yo tengo que fabricar tres banderas puertorriqueñas. En ningún país tienen dos o tres banderas. Los colores son serios, las banderas son claras y describen la historia”, manifestó el dueño de la fábrica puertorriqueña que confecciona las banderas oficiales gubernamentales, entre otras.

La que más venden es “el color que es”, la color azul turquí o royal, pero “tengo que fabricar tres banderas para satisfacer las necesidades y cumplir con las distintas ideologías”.

“Los independentistas me la piden azul celeste. Los que tienen planteamientos estadistas la piden azul oscuro para que se asimile más a la americana. Es la bandera azul royal, la que más se asimila a la cubana (la correcta) y es la que se usa en la gran mayoría de las agencias”, agregó Pérez Aquino, quien recordó que se fabrican con tela de nilón.

Destacó que las banderas que ondean en el puente Teodoro Moscoso son azul royal, pero que entidades como el Municipio de San Juan las piden azul marino.

“Mientras aquí existan tres ideologías políticas, van a pensar que cada uno tiene su propia bandera”, expresó.

“Con todo el respeto de las distintas ideologías políticas, no se trata de inventar, sino de buscar los hechos. Yo entiendo que los hechos históricos están en los archivos en Cuba... Yo como fabricante, fabrico la bandera del color que me pidan. Pero entiendo que se debe de corregir, crear conciencia en el pueblo de que la bandera tiene un solo formato en cuestión de colores, siguiendo los hechos históricos, no los hechos políticos”, añadió.

Opinó que, “a mi juicio, esto es más politiquería y yo entiendo que no puedes coger una bandera americana ni ninguna otra y distorsionarla porque estás violando la historia de ese país”.