Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Oscar López irá al desfile como boricua y abuelo

Por Libni Sanjurjo / [email protected] 06/03/2017 |00:00 a.m.
La Junta de Directores del Desfile Nacional Puertorriqueño dijo que respetan la decisión del exprisionero político de caminar “como un humilde puertorriqueño”. ([email protected])  
Organizadores respetan la decisión del exprisionero de declinar homenaje.

La Junta de Directores del Desfile Nacional Puertorriqueño informó que respeta la decisión del exprisionero político Óscar López Rivera de declinar marchar como homenajeado en el reconocido evento que se celebrará el 11 de junio en la Quinta Avenida de Nueva York.

La decisión del independentista López Rivera ocurre en medio de la polémica que generó la designación de “Prócer de la Libertad” que le hizo la Junta de Directores del Desfile, una acción que provocó que varios auspiciadores le retiraran su apoyo al evento que reúne a miles de boricuas  en esa área neoyorkina.

En declaraciones escritas enviadas a este medio, la Junta de Directores del Desfile indicó que esperan “marchar con Óscar López Rivera y respetamos su decisión de caminar por la Quinta Avenida ‘no como un homenajeado sino como un humilde puertorriqueño y abuelo'”.

Agregaron que “ahora nos podemos enfocar nuevamente en asuntos importantes y en la difícil situación de Puerto Rico”.

Primera Hora preguntó a la Oficina de Prensa del Desfile si algún auspiciador había regresado luego de la decisión de López Rivera y la cantidad total de auspiciadores que se retiraron, pero al cierre de esta edición no se había recibido respuesta. Algunos de los auspiciadores que se retiraron fueron: Goya, Jetblue, AT&T, Coca Cola y el equipo de béisbol Yankees. En el caso de Goya, la empresa dijo a este medio en declaraciones escritas que “la decisión tomada fue una de negocio y es final y firme”, al preguntársele si consideraban regresar como auspiciador.

En una carta enviada  el 1 de junio a la presidenta del Desfile Nacional Puertorriqueño, Lorraine Vázquez Cortés, así como a la Junta, el  antiguo militante de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN) indicó que “en lugar de continuar como uno de los homenajeados, quiero conceder ese honor... ‘a nuestros pioneros que llegaron a los Estados Unidos y abrieron puertas. Debe ir a los activistas y oficiales electos que luchan por la justicia y por una sociedad más justa’”.

Además dijo que le “concedo ese honor al pueblo – puertorriqueños y otros que aman la justicia y la libertad – cuyos años de trabajo en materia de derechos humanos llevaron a que el presidente Obama conmutara mi sentencia". 

Así las cosas, destacó, “marcharé en el desfile, como un abuelo y puertorriqueño humilde que a sus 74 años, y tras pasar más de 35 años en prisión, continúa comprometido con ayudar a crear consciencia sobre la crisis que enfrenta Puerto Rico”.

En las últimas semanas, la presión de familiares de víctimas de atentados de las FALN, grupos conservadores y estadistas puertorriqueños consiguieron que los principales auspiciadores del Desfile desistieran de auspiciar económicamente  el evento.

Regresa a la portada