Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

The New York Times reseña ola criminal en Puerto Rico

06/21/2011 |06:51 a.m.
La ola criminal en Puerto Rico ha trascendido fronteras.

La ola criminal en Puerto Rico ha alcanzado tal magnitud que ha trascendido las fronteras de la Isla para ser reseñado por The New York Times, destacado en su página 3 de la edición de hoy.

El reportaje reseña que muchos puertorriqueños viven sumidos en el temor de ser víctima de la creciente incidencia criminal, que temen salir de noche y que muchos consideran irse a Estados Unidos.

Para ponerlo en contexto, The New York Times señala que los 525 asesinatos reportados en los que va de este año se dirige a superar los 983 asesinatos que higo en el 2010. En ese año hubo 536 asesinatos en la Ciudad de Nueva York, que tiene un poco más del doble de la población que tiene Puerto Rico.

Resume que la mayoría de los asesinatos en Puerto Rico están vinculados al narcotráfico, pero que se han visto casos en los que la violencia se ha extendido a áreas turísticas, aunque las autoridades le sostienen a ese diario que esos lugares son seguros.

No obstante, The New York Times recoge un caso en Ponce para ilustrar que la ola criminal arropa toda la Isla. Una mujer le confesó que fue víctima de intento de carjaking, cuando un hombre intentó robarle su carro a punta de pistola cuando ella tenía a sus hijos en el asiento trasero.

Pudo escapar y en el proceso terminó atropellando al hombre, quien estaba en la calle a pesar de tener en su contra una docena de cargos y haber sido responsable de otros carjakings en esa semana.

La mujer evaluaba irse de Puerto Rico a Estados Unidos, pero muchos otros no tienen esa opción. The New York Times entrevistó a varios residentes de Loíza, como Antonio Ramos García, de 59 años de edad, uno de muchos que sienten desesperanza ante la incidencia criminal.

"Ahora se lo dejamos a Dios", dijo García.