El receptor puertorriqueño Juan Centeno, quien hoy salió a entrenar como invitado fuera del roster en el campo de entrenamiento de los Red Sox de Boston, ha pedido perdón por su participación como cómplice del escándalo del robo de señales que los Astros de Houston tuvieron en acción durante las temporadas del 2017 y 2018.

-Juan Centeno

Centeno, quien el 2017 tuvo varias estancias con la novena grande de los Astros y logró mantenerse en el roster durante la postemporada, confesó hoy ante la prensa de los Red Sox que conoció del sistema del robo de señales y que sabía que era algo que estaba mal, pero precisó que no levantó la voz en contra del proceso siendo uno de los jugadores de menor standing en el equipo.

“Eso no estaba bien. Yo lo sabía. Pero, ¿qué podía yo decir?”, dijo Centeno según una publicación en el diario The Boston Globe.

“Me encantó jugar para los Astros, pero lo que ellos hicieron estuvo mal”.

Centeno asegura que todo el mundo en el equipo lo sabía. Contó que la primera vez que fue subido a la novena de liga mayor en mayo no supo del sistema y no puede dar fe si lo tenían en operación. Pero admitió que ya cuando regresó al equipo en agosto el sistema operaba con regularidad.

A pesar de que dijo no estaba a gusto con lo que se hacía, no negó que se aprovechó del mismo.

“Quizás conseguí algunos imparables porque sabía el pitcheo que venía. Probablemente lo hice. Pero quiero ofrecer disculpas a los lanzadores. Eso no estuvo bien”, dijo Centeno.

De otra parte, el pelotero dijo que espera que Major League Baseball logre controlar esto hacia adelante.

“Soy receptor y sé lo difícil que es bregar con las señales. Nosotros tenemos que estar cambiándola siempre y estar pendiente con lo que está haciendo el otro equipo. Esto no es bueno para el juego”, destacó Centeno.

“Espero que el béisbol pueda arreglar esto y que se asegure que los equipos no lo hagan nuevamente. Esto no es bueno para el deporte”.