El estadio Concepción Pérez Alberto de Fajardo vio ayer al relevista naguabeño Edwin ‘Sugar’ Díaz, realizar su última sesión de entrenamiento en Puerto Rico antes de partir, una vez más, hacia los campos de entrenamiento de los Mets de Nueva York de cara a la abreviada temporada que jugará el béisbol de las Grandes Ligas.

El taponero derecho manifestó que se sentía aliviado de que finalmente se llegara a un acuerdo para jugar pelota luego de casi cuatro meses de encierro, la mayoría de los cuales los pasó en Puerto Rico, aunque entrenando.

“Estoy supercontento porque la Asociación (de Jugadores, MLBPA, en inglés) logró lo que quería, lo mejor para nosotros”, dijo Díaz. “El acuerdo al que hayan llegado yo sé que lo hicieron defendiendo nuestros intereses. Pero este año hay temporada, gracias a Dios”.

Díaz realizó ejercicios de calentamiento, estiramiento y lanzó una corta sesión de bullpen desde la lomita del estadio fajardeño, antes de salir a realizar gestiones personales y preparar su viaje hacia Estados Unidos, el cual debe hacer entre lunes y martes.

Pese a que los casos de coronavirus parecen estar teniendo un repunte, Díaz dijo que viaja tranquilo y confiado de que si se le requiere lanzar pronto, estará listo.

Si la temporada comienza mañana, Sugar Díaz está 100% listo. Gracias a Dios me he mantenido trabajando y enfocado en las cosas que quiero hacer y mejorar. Estamos listos para llegar al segundo spring training y demostrar que estamos más que listos para esta temporada

-Edwin Díaz

Y según presenta el calendario, Díaz y los demás jugadores de las Mayores deben reportarse el miércoles 1 de julio para entrenar y acondicionarse para una temporada de 60 juegos que iniciaría el 23 o 24 de julio.

Los 30 equipos fueron divididos en tres grupos independientemente de su liga. Habrá una división Este, una Central y una Oeste.

Cada equipo jugará 10 juegos contra los rivales de su división original (en el caso de los Mets de Díaz, contra los Marlins, Bravos, Filis y Nacionales) y luego 20 partidos contra los ‘rivales geográficos’ (los Orioles, Red Sox, Yankees, Blue Jays, Rays, Piratas y Filis).

Edwin Díaz no solo practicó pitcheo, sino también bateó, pese a que este año los lanzadores no batearán en la Liga Nacional pues MLB impondrá la regla del bateador designado en ambas ligas.

La falta de días disponibles para cumplir con el itinerario significará que los equipos jugarán 60 partidos en 66 días, lo que puede ser demoledor para los cuerpos de atletas que tuvieron cuatro meses de inactividad. Pero no para Sugar.

“Si la temporada comienza mañana, Sugar Díaz está 100% listo. Gracias a Dios me he mantenido trabajando y enfocado en las cosas que quiero hacer y mejorar. Estamos listos para llegar al segundo spring training y demostrar que estamos más que listos para esta temporada”, aseguró Díaz con firmeza.

El taponero derecho dijo que está listo para lanzar una temporada completa de 162 juegos, aunque el torneo será solo de 60.

Y el que sean sean menos juegos no quiere decir que Sugar se administrará o lo cogerá con más calma.

“Yo me preparé para 162 juegos, así que para mí es lo mismo. Aunque vamos a jugar 60 tendremos que jugar con la misma intensidad que si fuera una campaña completa, por lo que estamos listos”, finalizó el taponero naguabeño.