”Adri, tengas lo que tengas, sea malo o sea bueno, sal y revienta el escenario”.

Es así que el actor español Adrián Lastra, intérprete del noble “Pedro Infantes”, de la serie “Velvet”, trata de calmar sus nervios y bajar un poco la intensidad de sus propias exigencias por ofrecer lo mejor de él sobre el escenario de “Mira quien baila All Stars” (Univisión).

El actor, de 35 años, trae su participación muy a pecho, tanto que el baile que presentará en la cuarta gala, que se emitirá esta noche, es el trabajo que más lo ha comprometido como artista.

“El estilo que me toca esta semana, que no lo puedo decir obviamente, es el reto profesional más grande que he enfrentado en mi vida. Y lo estoy pasando mal, me estoy frustrando mucho, porque soy muy perfeccionista“, dijo el intérprete por vía telefónica desde la ciudad de Miami, Florida, donde tiene base la competencia. “Quiero hacerlo todo muy bien, pero por muy perfeccionista que sea, tengo que mirarme de frente y decirme, ´Hey men, date los golpes que quieras, fustígate si quieres, pero con calma, porque no eres bailarín, no tienes técnica´”.

La pasada semana debutó en el ritmo urbano con música de Daddy Yankee.

Lastra aceptó la oportunidad de entrar a la pista de baile consciente de que, de no haber sido por “Pedro Infantes”, tal vez no se le hubiera dado. Igualmente le sedujo la idea de que la audiencia latina lo conociera fuera de lo que eran las “Galerías Velvet”, porque su formación incluye vastas experiencias en la televisión, el cine y, muy en especial, el teatro.

Maravilloso es que se le está dando más pronto de lo que imaginó. No pasa un día sin que tenga “alguna situación” de reconocimiento en las calles de Miami, sino también que se le comienza a ver como un actor apto a encarnar unos perfiles hasta ahora impensados.

Cuando me llamaron de Univisión para hacer ´Mira quien baila´ hubo un punto en que no dudé, y dije, ´Mira Adri, a ti te gusta bailar, te gusta el baile muchísimo, date la oportunidad de ir a Estados Unidos y que la gente te conozca, porque la gente conoce a ´Pedro Infantes´ de ´Velvet´, pero no conocía a Adrían”

-Adrián Lastra

“Las propuestas que estoy teniendo aquí de personajes y de cosas me están viendo de formas diferentes a como me ven en España, porque en España hay un punto donde me ven el cómico, el divertido, el débil y aquí, obviamente, me ven como el divertido, pero hay un punto donde me tratan como el caballero, el guapo, incluso el atractivo para roles también de personajes mucho más malos, y me está gustando la experiencia de que estén viendo esa visión mía”, expuso el actor, que también ha formado parte del elenco de la primera película producida por la firma del actor William Levy, “En brazos de un asesino”.

“He venido en esta vida de la actuación para hacer todo lo que me dejen y todo lo que me dejen conlleva también tanto hacer comedia como drama, acción, musicales, hacer todo lo que me permitan, porque gracias a Dios tengo la oportunidad de poder mostrar las disciplinas que he podido aprender a lo largo de mi vida profesional que es la actuación, el canto y el baile”.

Lastra espera que esta oportunidad en Estados Unidos lo exponga a nuevos personajes en la televisión, el cine o el teatro.

Por más lucida que está siendo su participación, el madrileño no se nombra bailarín ni por chiste. “Formación de baile no tengo“, advirtió. “Cuando yo tenía 17 años estuve haciendo cuatro meses de bailes de salón, y luego he dado 45 minutos de una clase de jazz y dos días de ballet. Eso es lo más ridículo de la historia”.

Su trabajo en el teatro musical es su experiencia más cercana a lo que hace en estos días, pero jamás es comparable con el sacrificio que observa, por ejemplo, entre el cuerpo de bailarines que lo acompañan a él y al resto de los concursante. “Pones tu cuerpo a niveles muy extremos. Haces movimientos que generalmente no haces, y por mucho que haya entrenado, por más que haya hecho gimnasio, me duelen desde las pestañas hasta las uñas de los pies”.

Al terminar su participación, regresará a su natal España para el rodaje de una película.

Lastra habla de las puertorriqueñas Kiara Liz Ortega y Dayanara Torres, ambas parte de la competencia en roles de concursante y jurado, respectivamente, como dos mujeres “maravillosas”. “Kiara, que estoy compartiendo mucho, para mí el estilo que tiene en el escenario, lo lleva en la sangre”.

El artista espera llegar a la etapa final del reality show. Terminado el programa regresará a España para rodar una película, pero siempre lo aguardará el deseo de volver.

“Yo no voy con prisas, pase lo que pase, ya he aprendido, ya me he llevado una de las mayores experiencias de mi vida”.