Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Maribel Quiñones brinca de la comedia a la novela

07/31/2010 |

De monja a espiritista. Ésa ha sido la trayectoria que ha tenido que recorrer Maribel Quiñones, la intérprete de la recordada “Sor Tata”, para lograr insertarse en la televisión colombiana, donde actualmente interpreta en la telenovela Chepe Fortuna el personaje de “Pancracia”, un rol que con toda probabilidad le ganará el odio y al mismo tiempo la simpatía de la audiencia internacional.

Y es que hace un par de años Maribel decidió liar sus bártulos para radicarse en la capital de Colombia, donde poco a poco ha podido realizar sus sueños. Con el apoyo de un agente artístico, la guapa actriz ha logrado colarse en este melodrama de la prestigiosa Cadena RCN con artistas muy famosos, como algunos que estelarizaron la telenovela Betty, La Fea, como Cristina Lilly, Lorna Paz y Myriam de Lourdes.

De hecho, cabe mencionar que el productor de esta telenovela es Fernando Gaetán, quien dirigió Betty, La Fea.

Como es de imaginar, Maribel está feliz con tantos logros en tan poco tiempo. Y como le va tan bien en aquella nación, pospone su decisión de regresar a Puerto Rico, donde el negocio de la televisión languidece.

“No me atrevo a ser tan categórica como para decir que no regresaré nunca a la Isla de manera permanente, porque en el camino pueden pasar muchas cosas. Prefiero pensar que puedo ir y venir, aunque eso lo determinará Dios. No quisiera que el público de Puerto Rico me olvide”, indica la comediante a Primera Hora en una reciente visita a la Isla.

Pero mientras tanto, el caso es que en la patria de Shakira le van tan bien sus asuntos profesionales que se desborda de emoción al hablar de “Pancracia”, su personaje en este melodrama que cuenta con características tanto malévolas como cómicas.

“Mi personaje es una espiritista, y en honor a la verdad, es una mujer terrible”, dice Quiñones con la vehemencia que la caracteriza. “Realmente, no es una buena persona. Es mala, mala, mala, pero al mismo tiempo, se involucra en situaciones comiquísimas, porque la novela es una mezcla de ambas cosas. ‘Pancracia’ es muy manipuladora con sus clientes para sacarles dinero y sacarle lo que quiere en términos políticos porque allá, al igual que aquí (Puerto Rico), ése es un tema que está muy metido en el pueblo”, anticipa la actriz sobre esta historia que se desarrolla en el litoral de la costa colombiana.

Antes de recibir la confirmación de que haría este personaje, Maribel audicionó para el personaje que terminó sobre los hombros de la colombiana Lorna Paz (la “rubia peliteñida” de Betty La Fea), un rol de mayor preponderancia en la trama de Chepe Fortuna. Y aunque fue muy bien recomendada para ese papel, la gerencia de la televisora le dio uno secundario, lo que para ella no fue una ofensa.

“La razón que me dieron es que no soy muy conocida en Colombia, pero eso no me ofendió porque en realidad, prácticamente, acabo de llegar. Pero poco a poco se empieza. Me complace el hecho de que la reacción del director fue muy buena”, indica Maribel Quiñones, quien se muestra muy entusiasmada con la idea de que el melodrama va a ser transmitido en Puerto Rico y en otros mercados latinoamericanos y europeos.

“En Colombia trabajan artistas cubanos, venezolanos y de otras naciones, pero la mayoría son colombianos”, expresa la única boricua que actualmente tiene un contrato con RCN Televisión, lo que considera “un logro muy importante”.

Al momento sólo ha grabado pocos capítulos de la trama de Chepe Fortuna porque los realizadores le permitieron viajar a Italia para cumplir con un compromiso que había contraído desde hace un año.

“Había hecho un compromiso para servir de intérprete en un congreso cristiano en Roma para abogar por la libertad religiosa, acto al que Puerto Rico envió una delegación”, indica la creadora de “Sor Tata”, quien es políglota.

“Yo hablo italiano, francés, portugués, inglés, y algo de español”, dice con su caracteristica simpatía.

“Es algo muy interesante; allí se doblan al español tanto películas de largometraje como muñequitos. Y es algo muy curioso, pero los duros allá en el campo del doblaje al idioma español siempre me mencionan que para ellos Puerto Rico fue una escuela porque fue aquí donde inicialmente se abrió este taller para los artistas de habla hispana", concluye, evidentemente contenta con la labor que está realizando en ese país suramericano.