Coamo - Una cosa es ver un atardecer espectacular logrado a fuerza de filtros fotográficos y otra cosa es verlo a todo color desde una loma entre las 45 cuerdas que conforman la finca Gedalias Farm, ubicada en el interior de Coamo. No importa desde qué lugar se encuentre en la finca -antiguamente conocida como Las Calabazas-, las vistas parecen postales y la caída del sol se aprecia en todo su esplendor.

Gedalias Farm inauguró en el 2020 como parte de un proyecto educativo de Gedalias Bilingual Academy, ubicada en la avenida Magnolia en Bayamón. El proyecto gestado por el matrimonio de Yolyhalmarie Hernández y Christian Duchesne -dueños de ambas propiedades- integra la agricultura como una alternativa para que los estudiantes mantengan el contacto con la naturaleza aún en situaciones extremas como la pandemia actual.

La caída del sol se aprecia en todo su esplendor.
La caída del sol se aprecia en todo su esplendor.

La academia la establecieron hace cinco años y la finca hace cerca de un año. El interés inicial con la compra de la finca era que fuera un lugar de esparcimiento familiar, no obstante, ante el encierro obligatorio por el COVID-19 se fue convirtiendo en el lugar favorito, tanto de ellos como de sus tres hijos, Christian (12), Cristina (9) y Christopher (2), al punto de que están completamente establecidos allí, desarrollando no solo la fase educativa que complementa la academia, sino también como un lugar de recreación para el público general.

Yolyhalmarie Hernández y Christian Duchesne viven con sus hijos en este paraíso en Coamo.
Yolyhalmarie Hernández y Christian Duchesne viven con sus hijos en este paraíso en Coamo.

“Viendo que había una necesidad en los niños de tener contacto con la naturaleza, de tener una actividad que los sacara de estar encerrados frente a la computadora, preparamos unos kits donde tenían, semillas, tierra y unas instrucciones en unas cajitas y se las entregamos, y comenzamos a desarrollar ese curso de agricultura”, detalló Hernández, quien tiene una preparación académica en química y educación. “Gedalias Farm viene a complementarse con eso para que cuando regresemos presenciales, los niños puedan venir acá a observar sus productos, verlos crecer, tener un espacio abierto que, a pesar de la pandemia, se le garantiza mucha seguridad porque es un espacio abierto; pueden tener contacto con la naturaleza, con la tierra, y todas esas destrezas motoras que se van a perder porque no van a poder salir de la casa, las pueden desarrollar aquí”, sostuvo la directora escolar, que ahora viaja entre Bayamón y Coamo para cumplir con sus responsabilidades.

La estructura principal de la finca.
La estructura principal de la finca.

¿Qué se ofrece a los visitantes?

El contacto con la naturaleza es el mayor atractivo del lugar. La topografía presenta múltiples alturas, texturas y colores. Se puede practicar el hiking o senderismo, incluyendo un tramo del río Cuyón, acampar con la caída del sol como testigo, hacer fogatas y picnics, dar paseos a caballo y tener una convivencia amistosa con animales de granja, como cabras (incluidas las Savanna), cerdos, gallinas y gallos, algunos de estos, miniaturas, conejos, y un becerro recién llegado.

El lugar alberga algunos animales.
El lugar alberga algunos animales.

“El público puede disfrutar de todo el paisaje, de tener unas fotos espectaculares en sus actividades y tener un contacto con la naturaleza, además del espacio de silencio”, indicó la propietaria en el inicio del recorrido.

“Queremos compartir esto con las demás familias, porque ha sido mi lema en la escuela, ‘lo es que es bueno para mis hijos, es bueno para los demás’”, puntualizó Hernández, quien además está abriendo el lugar para celebraciones íntimas de familias, como cumpleaños y bodas.

La casa del árbol estará próximamente disponible para parejas.
La casa del árbol estará próximamente disponible para parejas.

El próximo mes inaugurará una acogedora cabaña adentrada en una zona boscosa, tipo casa en el árbol, que se reservará únicamente para parejas. Incluye cama, baño, ducha interna y otra en el balcón, completamente al aire libre.

A lo largo de la finca, se encuentran varias áreas de descanso, sean bancos bajo árboles o columpios rústicos, además de la amplitud del terreno donde las familias pueden tirar una manta y pasar el día disfrutando de un picnic.

Uno de los establos y área de acampar.
Uno de los establos y área de acampar.

Para visitar Gedalias Farm (@gedasliasfarm en Facebook) se requiere reservación a través del teléfono 787-675-7763 o del correo electrónico [email protected] Se abre al público únicamente los sábados y domingos. El costo varía según la actividad que se desee hacer.