La ex Miss Puerto Rico 2008, Ingrid Marie Rivera, “adoptó” a una mujer de 91 años en Nueva Zelanda, donde se encontraba cuando inició la cuarentena por el coronavirus.

Este gesto –que realizó junto a su pareja, el boricua Efraín Vega de Varona– ha generado un movimiento para que más residentes de Kaikoura, una población ubicada en la isla Sur de Nueva Zelanda, ayudaran a los residentes mayores de la localidad.

Su historia fue publicada hoy en Stuff, un sitio web de noticias del país oceánico.

“Ha sido verdaderamente un paraíso, un refugio seguro y una bendición completa”, expresó la beldad.

Ingrid Marie Rivera junto a su pareja y Nat

Los puertorriqueños decidieron convertirse en voluntarios en Jo York y distribuirles alimento a los ancianos. Así, cada semana tenían la encomienda de llamar a Nat. La mujer les decía la lista de la compra y ellos dejaban los paquetes en la puerta.

Ya en la fase dos de la desescalada del confinamiento, la pareja, residente de Los Ángeles, decidió realizar un paseo con Nat.

“Ella nos llevó por algunos caminos impresionantes de la playa, nos dio una lección de historia que se extendió hasta la Segunda Guerra Mundial y nos dijo dónde se encontraba cada pub. Después de traerle comestibles y un paquete de cerveza cada semana, ese mismo día finalmente sentí que era lo suficientemente seguro como para quitarle la máscara y compartir unas cervezas con ella en su propia casa e incluirla en nuestra burbuja. Tenemos que animarla inmensamente, y ella nos aplaudió muchísimo", contó Vega de Varona.

Los boricuas compartieron su historia con Nat para que otros residentes se animaran a “adoptar” a una persona mayor y lo lograron. York mencionó que esperaba unir a los "granny groupies" con las personas mayores del distrito.

En Nueva Zelanda el Covid-19 cobró 21 muertes y contagió a 1,154 personas. La primera ministra Jancinda Ardern informó el pasado 27 de abril que ya no habían contagios locales y que le habían ganado una “batalla” al coronavirus.