Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Raymond Arrieta aclara que no ofende ni ridiculiza a la comunidad LGBT con sus personajes

08/11/2010 |07:04 p.m.
“Él estuvo enfermito caminando conmigo un tramo en Bayamón y hablamos... No le veo nada malo a los personajes que estoy haciendo. Mi intención no es esa”, subrayó Arrieta. (INS)  
Recordó que Pedro Julio Serrano compartió con él durante su caminata a favor de los pacientes de cáncer.

El comediante Raymond Arrieta aclaró hoy que “mi intención no es ofender ni ridiculizar” a la comunidad lésbica, gay, bisexual y transgénero (LGBT) de Puerto Rico con la interpretación de sus personajes.

“Tengo muchos amigos que son gays. Muchos de ellos que están en los medios me dan ideas”, indicó Arrieta, tras reaccionar a declaraciones del portavoz de la organización Puerto Rico Para [email protected], Pedro Julio Serrano, quien arremetió contra algunos de los personajes de televisión que considera que fomentan la homofobia.

Serrano mencionó a los personajes “Florencio Melón Pujals” y “El Maricuazo”, que caracteriza Arrieta, y destacó que “es hora de acabar con la homofobia mediática, con los insultos y burlas que degradan la dignidad de las personas lesbianas, gays, bisexuales y transgéneros. Esos prejuicios que se muestran a través de los televisores y de la radio en contra de nuestra comunidad incitan a la violencia, al odio, a la intolerancia”.

Arrieta puntualizó, en entrevista con Inter News Service (INS), que “mi intención es llevar alegría”.

El anfitrión de “Día a día”, de Telemundo, recordó que Serrano compartió con él durante su caminata a favor de los pacientes de cáncer.

“Él estuvo enfermito caminando conmigo un tramo en Bayamón y hablamos... No le veo nada malo a los personajes que estoy haciendo. Mi intención no es esa”, subrayó Arrieta.

El artista presentará su espectáculo “Raymond Arrieta... Una noche, 10 cantantes... y mucha comedia”, el 13, 14, 26 y 27 de agosto, en Alquimia Bistro Club, tras un acercamiento que le hizo el salsero Gilberto Santa Rosa, propietario del lugar.