Escalera niega haber recibido instrucciones para perseguir adversarios del gobernador

Por Maribel Hernández Pérez 07/14/2019 |10:54 a.m.
El comisionado de la Policía, Henry Escalera, acompañado de Elmer Román, titular del Departamento de Seguridad Pública, aseguró que no ha leído el polémico chat y que si alguien le hubiera dado instrucciones de persecución política, “no las voy a acatar”. ([email protected])  
La seguridad de Ricardo Rosselló no ha sido incrementada

El Comisionado del Negociado de la Policía, Henry Escalera Rivera, rechazó tajantemente que hubiese recibido instrucciones del gobernador Ricardo Rosselló Nevares, o de algún miembro de su administración, para perseguir a adversarios políticos u otros funcionarios como se desprende del contenido de algunas de las conversaciones contenidas en las 889 páginas de un chat de la aplicación de mensajería Telegram.

En las conversaciones salió a la luz pública una conspiración contra el exmonitor del Acuerdo Sostenible de la reforma de la Policía, Arnaldo Claudio, a quien decía que había “que meterle las manos” por plantear que se tomaron represalias contra los agentes que denunciaron el uso del helicóptero de las Fuerzas Unidas de Rápida Acción (FURA) para transportar civiles, entre ellos a la primera dama Beatriz I. Rosselló.  

Además, otras emitidas contra el representante independiente Manuel Natal, donde Rosselló Nevares indicaba que había referido sus expresiones al Negociado de la Policía por entender que eran una amenaza. A lo que el publicista Edwin Miranda indicó que había que darle un escarmiento y el relacionista público Carlos Bermúdez recomendó que se hiciera el referido sin hacerlo público.

“Yo no he leído el chat. En ningún momento mientras yo he estado en este puesto a mí nadie me ha dado esas instrucciones, nadie y si me dan esas instrucciones no las voy a acatar”, puntualizó Escalera Rivera.

Sus expresiones surgieron luego de que el secretario del Departamento de Seguridad Pública, Elmer Román, convocara a una reunión de emergencia en la que presuntamente se discutieron aspectos del plan anticrimen y de la seguridad en las manifestaciones de pueblo convocadas para hoy domingo, lo que no es usual.

“Por lo menos, mientras yo esté aquí, eso no ocurre y estoy seguro de que eso no ocurrió en ningún momento”, agregó Román, al tiempo que atribuyó la renuncia de Claudio a diferencias con el juez Gustavo Gelpí.

A su vez, Escalera Rivera, confirmó que se encuentran investigando la querella radicada por la precandidata a la gobernación por el Partido Popular Democrático (PPD), Carmen Yulín Cruz Soto, contra Rosselló Nevares y el exdirector ejecutivo de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (Aafaf), Christian Sobrino Vega, ya que en las conversaciones de Telegram éste último escribió “estoy salivando por caerle a tiros”, mientras que el gobernado respondió “Me hacen un gran favor…”

Ambos funcionarios visiblemente nerviosos expresaron que la seguridad en la zona metropolitana no se ha visto afectada por la falta de patrullaje ante la movilización de recursos policíacos a los accesos al Palacio de Santa Catalina en el Viejo San Juan para proteger al gobernador.

La seguridad del gobernador Ricardo Rosselló Nevares no se ha incrementado insistieron.

Los funcionarios aseguraron que el primer ejecutivo no ha recibido amenazas de ninguna índole y que se ha continuado con los procesos ordinarios de entrada y salida de la Fortaleza.

“Él no ha requerido nada, esos son planes de trabajo que se establecen cuando hay manifestaciones nosotros tenemos el deber de garantizar esa libre expresión, esos derechos de esos ciudadanos y siempre se ha trabajado y se hacen unos perímetros de seguridad y esto no es nuevo”, sostuvo Escalera Rivera.

De su lado, Román, que indicó que se encuentra en comunicación directa con Rosselló Nevares, repitió que los planes son “para asegurar la continuidad de las operaciones en el área de los planes anticrimen y segundo asegurar de que mientras el público establezca la necesidad de dejar ver sus preocupaciones nosotros asegurarnos de que esto se haga de una manera organizada y que podamos proteger la propiedad y asegurar que podamos proteger los derechos civiles de los ciudadanos”.

Asimismo, aceptó que trabajan también el reforzar el protocolo de comunicación entre los oficiales y sus subalternos.

Román no ha contemplado renunciar al cargo.

“Estas son cosas que uno nunca espera, pero entiendo que mi trabajo y el trabajo que yo vine a hacer aquí es asegurar la seguridad de nuestro pueblo y eso es lo que voy a hacer. No sé por qué tendría que hacer (renunciar)”, sostuvo Román.

Regresa a la portada