La secretaria del Departamento de Justicia, Dennise Longo Quiñones, informó hoy que personal de la agencia evalúa si se dará paso a una investigación relacionada al pago mediante alquiler de unas guaguas utilizadas para la campaña del renunciante gobernador Ricardo Rosselló con fondos provenientes del gobierno.

“Estamos en proceso de evaluar lo propio”, expresó a los medios de comunicación la funcionaria luego de participar de una reunión del comité de seguridad del gobierno en la que estuvo ausente la gobernadora Wanda Vázquez  Garced.

Se le inquirió a la secretaria de Justicia saber si la Primera Ejecutiva le refirió el asunto para investigación y esta respondió en la negativa.

“No hemos recibido nada y no lo hemos discutido con la gobernadora… esto surgió tan reciente como hace dos días”, sostuvo.

Se le preguntó entonces si por iniciativa propia el Departamento de Justicia podría agilizar alguna investigación, sobretodo, tomando en cuenta que trascendió públicamente que el contralor electoral Walter Vélez ordenó al comité de Rosselló a devolverle al Departamento de Hacienda $525,663.52 por utilizar fondos públicos para pagar las guaguas. También se le solicitó al comité reservar unos $150,000 de los fondos que posee para pagar posibles multas administrativas.

La situación generó que ayer la gobernadora solicitara a la Contralora Yesmín Valdivieso que realice una auditoría a al Oficina de la Gobernadora.

“Estamos en proceso de recopilar información, pero casi no ha empezado nada porque tenemos que recopilar información”, dijo la titular de Justicia.

¿Se podría citar a Rosselló en ese proceso?, le preguntó este diario.

“Todos los procesos investigativos se les dan a los fiscales para que ellos tomen determinación de qué curso debe tomar… es un proceso individualizado”, sostuvo la funcionaria.

La gobernadora indicó que una vez asume la gobernación el pasado 7 de agosto y tuvo conocimiento de la utilización de las guaguas en Fortaleza, detuvo su uso y las devolvieron.

“En ese momento nosotros devolvimos inmediatamente esas guaguas a sus dueños y nosotros tomamos acción en relación a verificar qué facturas se habían pagado”, dijo

De igual manera, manifestó que las guaguas no se estaban pagando por que tampoco existía un contrato.

“No se habían pagado porque tampoco había un contrato. Toda aquella persona que tiene algún tipo de negocio con el gobierno sabe que el gobierno no puede desembolsar fondos públicos si no hay un proceso de contratación, así que en ese sentido no había contrato, no se estaba pagando, no eran necesarias -para mi manera de verlo-, así que se devolvieron inmediatamente”, apuntó.