Adriana Díaz dijo que no está pensando en llegar a Tokio 2020 como abanderada de la delegación de Puerto Rico, aunque le gusta la idea si para eso es escogida.

Díaz es la principal candidata para ser la abanderada femenina de la delegación de Puerto Rico porque está clasificada para los Juegos Olímpicos y porque ha sido la atleta boricua más destacada dentro de este ciclo olímpico.

Y su nombre suena entre todas las paredes de la Casa Olímpica, donde Adriana participó ayer junto a otros atletas clasificados a Tokio 2020 en una sesión de fotos con auspiciadores de nuestra delegación.

Relacionadas

“Para cualquier atleta que le den la Bandera de Puerto Rico es fenomenal. No estoy mirando a eso. Cualquier atleta se lo merece. Así que, si me toca a mí, sería genial. Si no, será bueno para Puerto Rico y, para mí, habrá otros momentos”, dijo.

Puerto Rico llevará a una pareja de abanderados al acoger la sugerencia del Comité Olímpico Internacional de que cada comité olímpico nacional escoja una mujer y un varón abanderados para los Juegos de Tokio. Será la primera vez que una pareja de abanderados desfile en unos Juegos Olímpicos.

Díaz luce como la candidata de consenso, como lo era la tenista Mónica Puig si ésta hubiese sido parte de la delegación. Puig no verá acción activa en Tokio 2020 y no puede ser considerada para abanderada.

La judoca Melissa Mojica también sería considerada por su trayectoria en el olimpismo.

La vallista Jasmine Camacho-Quinn pudiese ser sugerida como candidata a abanderada porque es, al día de hoy, la mayor esperanza de medalla que tiene la delegación de 33 atletas para Tokio.

La juvenil tenismesista se prepara para jugar en sus segundos Juegos Olímpicos. Llegará como la campeona regional y continental, además de ser la mejor clasificada mundial (18) de tenis de mesa que no sea de origen asiático.

Sería la primera mujer abanderada de Puerto Rico desde que Ivelisse Echevarría cargó los honores en Atlanta ’96. La pitcher y primera base de la Selección de softbol fue la primera mujer en ser abanderada olímpica de Puerto Rico.

La candidatura de Díaz podría ir en pareja masculina con su primo y tenismesista clasificado para Tokio 2020, Brian Afanador. Díaz no opinó al respecto.

El clan Díaz-Afanador tiene tres atletas clasificados a Tokio, Melanie Díaz, su hermana Adriana y el primo hermano de éstas, Brian Afanador.
El clan Díaz-Afanador tiene tres atletas clasificados a Tokio, Melanie Díaz, su hermana Adriana y el primo hermano de éstas, Brian Afanador.

Se ha sugerido a Afanador como abanderado varón porque está clasificado, porque tiene méritos competitivos en este ciclo olímpico y porque el abanderamiento Díaz-Afanador va acompañado por un sentimentalismo familiar por el núcleo Díaz-Afanador y por el tenis de mesa que le ha dado buen nombre a Puerto Rico.

Afanador opinó que sería un “sueño hecho realidad” para la familia y el tenis de mesa que se les escoja a Adriana y a él como abanderados. Brian no opinó sobre la candidatura de su prima, porque dijo que estaría prejuiciado.

“Sería un sueño hecho realidad porque desde pequeños hemos estado juntos, porque hemos viajado a tantos sitios juntos, en tantas situaciones a la vez y juntos”, dijo Afanador.

“En el tenis de mesa, potencias del mundo no han tenido la oportunidad que podríamos tener nosotros. Sería algo inimaginable”, agregó.

Los abanderados serán anunciados el 30 de junio por selección del Comité Ejecutivo del Comité Olímpico de Puerto Rico (Copur) y aprobación de los delegados del Copur. La ceremonia de abanderamiento sería el 1 de julio.