Nueva York. Kim Kardashian pidió hoy al público que muestre compasión y empatía con su esposo Kanye West, quien causó revuelo esta semana después de una serie de publicaciones en las redes sociales.

Kardashian también indicó que el rapero es bipolar.

La estrella de televisión publicó un extenso mensaje en su cuenta de Instagram explicando que la vida ha sido complicada para su familia y West, quien despotricó contra la figura histórica Harriet Tubman y habló sobre el aborto el pasado domingo mientras se declaraba candidato presidencial.

“Como muchos de ustedes saben, Kanye tiene un trastorno bipolar. Cualquiera que tenga esto o tenga un ser querido en su vida que lo tenga, sabe lo increíblemente complicado y doloroso que es comprenderlo. Nunca he hablado públicamente acerca de cómo esto nos ha afectado en casa porque soy muy protectora con nuestros hijos y el derecho de Kanye a la privacidad en lo que respecta a su salud. Pero hoy, siento que debería comentarlo debido al estigma y los conceptos erróneos sobre la salud mental“, escribió Kardashian.

Declaraciones de Kim Kardashian.

“Entiendo que Kanye está sujeto a críticas porque es una figura pública y sus acciones a veces pueden causar fuertes opiniones y emociones. Es una persona brillante pero complicada que, además de las presiones de ser un artista y un hombre negro, que experimentó la dolorosa pérdida de su madre, y tiene que lidiar con la presión y el aislamiento que aumenta su trastorno bipolar”, continuó.

“Los que están cerca de Kanye conocen su corazón y entienden que sus palabras algunas veces no se alinean con sus intenciones”, expresó.

El martes, en una serie de publicaciones en Twitter ya eliminadas, West escribió que ha estado considerando divorciarse de su esposa. En otra publicación se lanzó contra la matriarca de Kardashian, Kris Jenner. El lunes, afirmó que su esposa intentó encerrarlo. Y el domingo en su mitin político, el 21 veces ganador del Grammy se puso lloroso mientras hablaba de su madre, quien murió tras complicaciones de cirugía plástica en 2007.

West y Kardashian se casaron en 2014. Tienen cuatro hijos.

Kardashian agradeció a los fanáticos y amigos por expresar su preocupación por West.

“Nosotros, como sociedad, hablamos de dar gracia al tema de la salud mental en su conjunto, sin embargo, también deberíamos dárselo a las personas que viven con él en los momentos en que más lo necesitan. Le pido amablemente que los medios y el público nos den la compasión y la empatía que se necesitan para que podamos superar esto“, sostuvo.