La orden ejecutiva que viabilizaría el uso medicinal de la marihuana fue bien recibida en el recinto de Ciencias Médicas de la Universidad de Puerto Rico (RCM), y su rector, Noel Aymat, adelantó que la universidad está disponible para que se desarrollen investigaciones sobre el uso terapéutico de esta planta.

“Hay compañías que se han acercado, eso ha estado ocurriendo por varios meses. Claro, hay limitaciones por la regulación; la orden Ejecutiva cambia un poco eso, se abren las puertas”, señaló Aymat.

El Rector reconoció que todavía el uso terapéutico de la marihuana tiene detractores, y lo entiende y atiende cuando parten del razonamiento. “Yo pienso que en la medida en que haya oposición con fundamento uno lo atiende y ve el planteamiento que puedan traer, pero si es que la planta es del diablo, como academia no te puedo contestar eso”, expresó Aymat, quien destacó que hay medicamentos que están en la naturaleza y que la penicilina salió de un hongo.

La decana de la Escuela de Farmacia, Wanda Maldonado, sí destacó que hay diferencia entre el cannabis y otras plantas. “La marihuana tiene unos efectos que pueden ser más marcados y eso es parte del proceso de legitimar el uso médico de los componentes de la marihuana, que son canabinoides”, observó la decana.

Maldonado aclaró, además, que la dosis tiene que ser consistente y que hay maneras de extraer los cannabinoides de manera cientítifca. “Queremos destacar que el uso de la marihuana recreacional y el uso de uno de sus componentes son dos asuntos dintintos”, mencionó.

Para la mayoría de las condiciones que se podrían tratar con marihuana hay medicamentos, pero hay pacientes que no responden. De la misma manera, hay pacientes que no responden al cannabis para aliviar sus síntomas.  “Cada paciente es único y las investigaciones que se hacen estudian miles de pacientes y va a haber uno que no va a responder y se va a intoxicar; por eso el genoma humano es tan complicado”, reiteró.

Con el avivamiento del debate, crece también la necesidad de informar. “La Academia tiene responsabilidad de educar a estudiantes y a la comunidad en general. En febrero la Escuela de Farmacia, junto con el Decanato, tuvo un foro abierto a la comunidad precisamente para eso”, indicó.