Ayer, el gobernador aseguró que “no hubo ningún acuerdo” conducente a la implantación de la jornada laboral con la JSF.

El mandatario alegó que la “negociación de gobierno con la Junta de Supervisión Fiscal se tenía que hacer con los principales, entiéndase  el Gobernador de Puerto Rico, en aquel caso el represente de la Junta de Supervisión Fiscal, Elías Sánchez, y Gerardo Portela, que es el director de AFFAF. No, no hubo ningún acuerdo.  Cualquier conversación que haya ocurrido entre terceros, si la ocurrió, eso es otra cosa, pero yo le puedo garantizar a ustedes que aquí no hubo ningún acuerdo con el gobierno de Puerto Rico para poder implementar eso”.

De esa forma reaccionó a declaraciones previas de Carrión, quien dijo en radio (Noti Uno) que el plan fiscal que certificaron es el propuesto por el gobernador, que la junta sí presentó como enmiendas a ese plan que si no se cumplían las proyecciones económicas se podría imponer medidas como reducción de jornada y eliminar el Bono de Navidad, y que así fue aceptado por el gobernador.

La opción a la reducción de jornada era despedir gente, agregó. “Se negoció para evitar cesantías una reducción de jornada laboral, y todo eso saldrá en el tema legal (la demanda de la JSF contra Rosselló)”, expresó Carrión.

A la contradicción de versiones, se le unió al mediodía de hoy Sánchez quien dijo en declaraciones escritas que “como ha indicado el gobernador, en ningún momento hubo un acuerdo conmigo a esos efectos. Además, no existe ningún documento en el que yo haya acordado incluir esta medida innecesaria (de reducción de jornada) que ahora la junta quiere imponer. Exhorto al presidente de la junta a que si existe un documento en el que yo acepto la inclusión de la reducción de la jornada laboral lo haga público”.

Hasta el momento, se desconoce alguna decisión final del Tribunal Federal sobre la demanda presentada por la junta, creada por la ley federal Promesa para responder a la crisis fiscal en el gobierno, para obligar a la administración a imponer la medida de reducción de dos días al mes en la jornada laboral del servidor público, excepto policías de primera línea, que debió haber entrado en vigor hoy.