Santo Domingo, República Dominicana.— Autoridades dominicanas cerraron una clínica estética privada y comenzaron una investigación para determinar las causas por las que dos mujeres murieron la semana anterior tras someterse a cirugías en el establecimiento.

La fiscal Aura Luz García informó que la clínica, ubicada en Santiago, a unos 150 kilómetros al norte de la capital, permanecerá cerrada mientras se realizan todas las investigaciones, que comenzaron el lunes con interrogatorios a miembros de personal médico.

Los directivos de la clínica no respondieron de momento a las llamadas y mensajes de correo electrónico de la AP en busca de comentarios.

El cierre de la clínica Instituto de Adelgazamiento Estética del Cuerpo y Ginecología ocurrió luego de que Sara de los Ángeles Martínez, de 39 años, falleció cerca de la medianoche del sábado, horas después de ser ingresada para realizarle un lipoescultura.

Dos días antes murió en otro hospital Estephanie Peña, de 24 años, tras haberse sometido el 17 de febrero en el Instituto de Adelgazamiento a una cirugía para extraerle implantes de los glúteos.

Tras la cirugía para retirarle los implantes, la mujer fue transferida al otro hospital donde murió de una embolia.

García, fiscal de Santiago, detalló en conferencia de prensa que ordenó la realización de autopsias a ambos cuerpos y espera los resultados, que se pueden demorar varias semanas.

Recordó que en 2011 la fiscalía también había solicitado el cierre temporal de esa clínica para investigarla por la muerte de una mujer que se había hecho una liposucción. El caso aún está en los tribunales.

Debido a los frecuentes casos de infecciones, problemas de salud e incluso decesos posteriores a las cirugías plásticas en República Dominicana, las autoridades locales han intervenido varias clínicas en los últimos años y el gobierno de Estados Unidos ha emitido alertas a sus ciudadanos.

República Dominicana es un destino frecuente de mujeres que viajan de Estados Unidos en busca de cirugías plásticas más económicas.