Caguas.– Jonathan Algarín Martínez, el hombre acusado de abusar sexualmente de su sobrino de tres años se declarará culpable tras alcanzar un acuerdo con el Ministerio Público.

El dato trascendió hoy, miércoles, durante la vista de lectura de acusación y de juicio que se celebró ante el juez Daniel López González, del Tribunal de Caguas.

Al recibir los dos pliegos acusatorios de Algarín Martínez, el licenciado Luis Pérez Bonilla, de la Sociedad para la Asistencia Legal, informó que durante la etapa de vista preliminar alcanzó un acuerdo con el Ministerio Público, representado por el fiscal Francisco González Muñiz.

Procesable acusado de agredir sexualmente a sobrino de tres años

"No obstante, por las circunstancias de este caso le vamos a solicitar un tiempo adicional para tomar la alegación preacordada", apuntó el abogado defensor.

Señaló que se reunirá con el hombre de 26 años para explicarle el alcance del acuerdo y solicitó que el juicio se aplazara para el 18 de junio.

"Nuestro cliente renunció a la vista preliminar como parte de las conversaciones", subrayó.

El fiscal González Muñiz no objetó la petición pese a que la intención original consistía en declararse culpable en el día de hoy.

Así las cosas, el abogado dio por leídos los dos pliegos acusatorios, mientras que el juez López González señaló la fecha del juicio para el 18 junio, no sin antes advertir que ese día se escogería la fecha de celebración de juicio si Algarín Martínez no hacía alegación de culpabilidad.

Algarín Martínez, quien se encuentra libre bajo fianza, encara un cargo de agresión sexual del Código Penal, que contempla una pena de 50 años, y un cargo de maltrato de la Ley 246 o Ley para la Seguridad, Bienestar y Protección de Menores.

Fuera de sala, el fiscal González Muñiz explicó a este medio que el acuerdo consistía en rebajar el cargo de agresión sexual a un cargo de actos lascivos, pero que el cargo de maltrato se mantenía igual.

Como parte de esta transacción, las partes recomendarían una pena de ocho años de cárcel por el cargo de actos lascivos y dos años por el cargo de maltrato.

También referirán el caso para la elaboración de un informe presentencia, que evaluará si el hombre puede cumplir la pena a través del privilegio de la sentencia suspendida.

González Muñiz apuntó que la familia de la víctima aprobó al acuerdo.

Según el Ministerio Público, el hombre agredió sexualmente a su sobrino, de tres años, en hechos ocurridos en Juncos el 15 de septiembre de 2014.

Como parte del proceso judicial, Algarín Martínez fue evaluado por el psiquiatra del Estado, William Lugo Sánchez, quien determinó que se encontraba procesable para enfrentar el proceso judicial en su contra, a pesar de que se le diagnosticó con "un coeficiente intelectual fronterizo, con deficiencias en el manejo de la información".

El acusado no sabe leer, ni escribir, pero tiene habilidades para trabajar con computadoras. Según Lugo Sánchez, a Algarín Martínez hay que hablarle en términos sencillos.

Mira la portada de primerahora.com