Decenas de personas de la edad dorada de diversos municipios del área metropolitana llegaron hoy hasta el Capitolio para unirse a la petición al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, para que deje sin efecto el recorte de un 11% en las tarifas del Medicare Advantage en Puerto Rico.

Los manifestantes estamparon su firma en una carta de la coalición Crisis de Salud de Puerto Rico en la que le piden a Obama que detenga el recorte millonario de fondos. La misiva, que se puede acceder en la Internet había acumulado a las 11:00 a.m., más de 45,000 firmas.

“Eso es una cosa terrible. Esos recortes al Medicare nos van a hacer daño a las personas mayores. Los medicamentos van a subir muchísimo”, dijo doña Paulina Tañón, una residente de Bayamón, de 82 años edad.

“Estamos preocupados y yo espero que se retracten de la decisión. Eso nos va a afectar indudablemente”, exclamó por su parte don Rafael Fox, de 82 años y residente de Carolina.

Otra residente de Bayamón, Ada Lugo, de 78 años de edad instó a las personas de edad avanzada a defender sus derechos. “A pesar de que estamos ancianos y algunos no tenemos mucha iniciativa, sí tenemos unidad de propósitos”, sostuvo.

Las personas de la tercera edad, de varios centros de cuidado, llegaron al Capitolio en guaguas y fueron recibidos por la senadora Rossana López, exprocuradora de las Personas de Edad Avanzada.

“Hay que darle un mensaje contundente al Presidente (Obama). Este es un beneficio que nuestros viejos pagaron. Sabemos que esto (el recorte) va a tener una repercusión sobre la población de edad avanzada”, sostuvo la legisladora.

López dijo que por la cantidad de personas preocupadas con el impacto que tendrá el recorte de fondos, le escribió una carta a la Secretaria de Salud de Estados Unidos, Sylvia Mathews Burwell, para que “nos diga cuáles son los criterios para esa disminución en Puerto Rico y por qué a nosotros no nos pagan de la misma manera que a los estados”.

Indicó sin embargo, que no ha recibido respuesta. “Lo más que me preocupa es que quien va a pagar los platos rotos de este es la población de edad avanzada, que le sean claros a los viejos de cuáles van a ser los recortes que van a tener en sus servicios”, dijo la senadora, que preside la Comisión de Derechos Civiles, Participación Ciudadana y Economía Social del Senado.