Londres- La Organización Mundial de Salud dijo que la población en el planeta está consumiendo demasiada azúcar y que las personas deben reducir ese consumo entre 5% y 10% de sus calorías.

Nuevas directrices publicadas el miércoles se concentraron en el azúcar agregado en alimentos procesados y azúcares en miel, sirope y jugos de frutas. El reporte no habla de azúcares en frutas, verduras ni leche.

La OMS dijo que existe "evidencia firme" de que mantener azúcares agregadas a menos de 10% de la dieta reduce significativamente los riesgos de obesidad o tener caries.

Algunos expertos dijeron que el objetivo de 10% es más realista para países desarrollados y que la cifra de 5% está dirigida más a países pobres en los que la higiene dental no es suficiente para prevenir caries ni problemas de salud más severos.